BOLIVIA

Evo dice que el pueblo dio una 'paliza' a la derecha y a los 'vendepatrias'


Dirigentes piden que se quede en el poder incluso hasta 2050. Ratifica que la oposición quiere apropiarse de sus logros. Denuncia que estudiantes salieron obligados a marchar

El primer mandatario advierte que la oposición quiere adueñarse de sus logros, pero sostiene que cuestan lucha y sangre I Foto: ABI.
Escuchar el artículo Pausar Lectura

11/10/2018

Se siente victorioso. El presidente Evo Morales afirmó hoy en Cochabamba que ayer el pueblo le dio una paliza a la oposición en el país, durante las movilizaciones que se registraron por el Día de la Democracia y que sirvieron para apoyar al "proceso de cambio" y a su repostulación. 

"Expresar mi respeto y admiración al pueblo boliviano, ayer el pueblo boliviano ha dado paliza a la derecha boliviana, a los neoliberales, a los vendepatrias", manifestó la autoridad durante su discurso en el encuentro nacional de mujeres para la "despatriarcalización", realizado en un coliseo que lleva su nombre. 

La máxima autoridad nacional consideró una "mentira" que el MAS y su gestión sea parte del pasado, como sostiene el candidato del FRI, Carlos de Mesa y ratificó que los opositores buscan llegar al poder para apoderarse de los logros alcanzados en sus 12 años de Gobierno.

Denunció además que estudiantes de las universidades públicas y privadas del país fueron obligados a acudir a las manifestaciones en defensa del 21F y el 'Bolivia dijo No'. Afirmó que fueron condicionados por porcentajes de calificaciones.

"Esta mañana algunos estudiantes de las universidades públicas y privadas me denunciaron que para que vayan a las concentraciones les ofrecieron 10, 25 por ciento de la nota, si vas a la concentración de la derecha, ofreciendo porcentajes de nota, así chantajean, así manejan con prebendas", acusó el primer mandatario.

Ratificó que "estamos escuchando cada día, la derecha como ‘huaironcos’ (clase de pájaros) dando vueltas sobre lo que hemos hecho nosotros; como 'tarajchis' quieren adueñarse de la nueva Bolivia, pero esta nueva Bolivia cuesta mucha sangre y lucha", a tiempo de agradecer las concentraciones registradas en la víspera.



 




En esta nota