ECONOMÍA

Ley exime de impuestos por 10 años a industrias que se asienten en Warnes


La disposición fue anunciada por el alcalde Mario Cronenbold. Ejecutivos del Pilat y privados ven que se dinamizará la inversión en infraestructura industrial. Se prevé $us 3.000 millones en inversión


Unas 100 empresas nacionales y foráneas ya operan en el Parque warneño
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

15/07/2019

El municipio de Warnes, distante 30 km al norte de la ‘ciudad de los anillos’, sancionó una ley que exime de impuestos, por 10 años, a las empresas que se asienten en la jurisdicción municipal de la población y en las 1.800 hectáreas que abarca el Parque Industrial Latinoamericano (Pilat).

La aprobación y homologación de la norma municipal fue descrita por el alcalde warneño, Mario Cronenbold, en el acto en que el Grupo Empresarial Lafuente, holding de bienes raíces y gestor del Pilat, formalizó la venta de terreno al cliente 1.000 en los predios del Parque Industrial más grande de Sudamérica.

El burgomaestre aclaró que lo trascendente de la ley de incentivo es que las industrias que definan instalarse en el área de dominio municipal y en el Pilat quedarán exonerados de tributos municipales por una década, computable desde este mes.



“Está claro. Nosotros (municipio) entendemos que una empresa no genera dividendos desde el momento que adquiere el terreno porque construye e invierte en tecnología para optimizar y ser eficientes en sus procesos productivos. No podemos asfixiarlas, desde el primer minuto, con impuestos. A partir de este momento, las empresas que decidan asentarse en nuestro municipio y en el Pilat tendrán una exención de impuesto por 10 años”, puntualizó Cronenbol.

El presidente ejecutivo del Grupo Empresarial Lafuente, Julio Novillo, cree que la ley de incentivo municipal, además de ofrecer seguridad jurídica, complementará el enfoque y el concepto de ciudad productiva integrada, inteligente y sostenible que trabajan para visibilizar al Pilat en destino de industrias.

Novillo denotó que cuando decidió apostar por el Pilat invirtió $us 25 millones en la compra del terreno y que después de haber invertido en la dotación de servicios industriales e infraestructura complementaria estima, a corto, mediano y largo plazo, inversiones por más de $us 3.000 millones.

Para el gerente general del Pilat, Marco Paz, la nueva ley será un incentivo y espaldarazo para que los 1.000 clientes que han adquirido terrenos empiecen a invertir en la construcción y montaje de su infraestructura industrial. En la actualidad, según dijo, existen más de 100 unidades productivas asentadas, entre nacionales y extranjeras, que transforman y generan valor agregado a la producción nacional.



Respecto a la infraestructura y servicios, a decir de Paz, se concluyó un 100% las redes de agua potable, de alcantarillado industrial, de telecomunicaciones con fibra óptica y de energía eléctrica en media tensión, además, de la última etapa de la red de gas y las lagunas de tratamiento de aguas residuales. Está pendiente la construcción del ramal ferroviario que pasará por el Pilat.

Además, dijo que como obras del entorno se instalará el parque eólico, en el que se pondrán en funcionamiento aerogeneradores que producirán energía limpia poniendo al Pilat a la vanguardia como zona de producción de energía renovable. Se prevé también el estreno de la nueva autopista de alta velocidad que conecta Santa Cruz-Warnes y que también cruza el parque.

Sector privado

Desde la Cámara de Industria, Comercio, Servicios y Turismo de Santa Cruz (Cainco), su presidente Fernando Hurtado, señaló que Santa Cruz, en el municipio de Warnes, tiene el parque industrial más importante de Latinoamérica que ‘codea’ al país con los mejores del mundo, eso es gracias a la visión y el emprendimiento del Grupo Empresarial Lafuente. Hizo mención, además, que el Pilat, como iniciativa privada, tiene dos ‘héroes’ importantes: el grupo inversor y las más de 1.000 empresas que ya han apostado por el proyecto que va a generar crecimiento y beneficios, y que no solo será para la región, sino para el país.

A juzgar por Hurtado, el grupo inversor estima que en las 1.800 hectáreas del Pilat se va generar inversiones por más de $us 3.000 millones, “eso es casi el 1% del PIB nacional y más del 30% del PIB regional. Sin emprendedores no hay empresas, sin empresas no hay trabajo y sin trabajo no hay desarrollo. Este emprendimiento ha generado empresa, trabajo y desarrollo”, dijo, al resaltar también el apoyo de la parte pública, en sus distintos niveles.



Desde la perspectiva del presidente de la Asociación de Empresarios del Parque Industrial (AEPI) de Santa Cruz, Jorge Cwirko, la nueva ley municipal homologada por la comuna warneña incentivará la inversión de las empresas que han adquirido terrenos en el Pilat.

“Con plena seguridad el ahorro que generarán las industrias por la liberación del pago de tributos municipal será destinado para la infraestructura industrial”, puntualizó Cwirko, al detallar, que también se dará un aterrizaje de más industrias en el Pilat, seducidos por la normativa.

Cree que también se incrementará la venta de terrenos.