ECONOMÍA

Un terreno cedido a YPFB genera reclamos en Arica


El expresidente Carlos Ibáñez concedió a YPFB el terreno en 1958 para que funcione un oleoducto

Escuchar el artículo Pausar Lectura

Hace 5 días

Un terreno, de 3,5 hectáreas, que Chile cedió, en concesión, a  YPFB para el funcionamiento del oleoducto que abastece de petróleo al país se ha convertido en un dolor de cabeza para las autoridades de Arica, ya que el tendido pasa por toda la ciudad hasta la frontera con Bolivia, reportó La Tercera.

Por el decreto 257 del Ministerio de Tierras y Colonización (actualmente Ministerio de Bienes Nacionales), el 2 de julio de 1958, el presidente Carlos Ibáñez concedió a YPFB en uso gratuito y mientras dure la explotación del oleoducto Sica-Sica el lote dos para la instalación de un estanque receptor de lastre.

Sin embargo, 58 años después, un informe de 2016 de la Superintendencia de Electricidad y Combustibles sobre el terreno postula que el sitio y su estanque están en desuso. El sitio, en pleno centro de Arica y próximo a dos terminales de pasajeros.

La estatal boliviana -según La Tercera- explica que no hay tal desuso, pues ese lugar está destinado ante una emergencia para habilitar una piscina que debería acumular petróleo.



 




En esta nota