Investigarán a un legislador peruano por tocar el trasero a una azafata


Moisés Mamani, en aparente estado de ebriedad, fue bajado del avión luego de que tocara indebidamente a una tripulante de Latam. Ahora enfrentará a la justicia y podría ir a la cárcel


Moisés Mamani, en aparente estado de ebriedad, fue bajado del avión luego de que tocara indebidamente a una tripulante de Latam
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

26/03/2019

La Fiscalía del Callao recibió este martes el dictamen de levantamiento de la inmunidad parlamentaria del legislador Moisés Mamani con el cual podrá investigarlo por la denuncia de tocamientos indebidos presentada por una tripulante de avión, de nacionalidad brasileña.

El Ministerio Público informó, a través de su cuenta en Twitter, que la Corte Superior de Justicia del Callao notificó a la Fiscalía en esa provincia, a través de casilla electrónica, sobre el dictamen de levantamiento de la inmunidad parlamentaria de Mamani.

El legislador de la fujimorista Fuerza Popular fue denunciado el 14 de noviembre del año pasado por la tripulante de avión Lana Campos de haber tocado su trasero durante el embarque de pasajeros de un vuelo comercial de la aerolínea Latam.



Mamani fue bajado del avión en aparente estado de embriaguez, aunque el legislador dijo inicialmente que había sufrido una descompensación por la diabetes que padece.

Sin embargo, al hacerse pública la denuncia policial, con la difusión de las imágenes compartidas por otros pasajeros, el parlamentario dijo que "pudo rozar" a la tripulante.

El pasado 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, el Congreso le retiró la inmunidad parlamentaria a Mamani para que pueda ser investigado por el delito de tocamientos indebidos, que contempla penas con entre tres y siete años de cárcel.

Previamente, Mamani había sido suspendido 120 días de sus funciones legislativas por este caso y evitó presentarse ante el pleno para defenderse de las acusaciones.



La inmunidad parlamentaria protege en el Perú a los congresistas de arresto o de ser procesados por delitos comunes, salvo delito flagrante, sin que previamente lo autorice el Congreso.

El legislador fue protagonista de otro escándalo político en Perú en 2017 cuando grabó las conversaciones que mantuvo con el congresista Kenji Fujimori para supuestamente votar en contra de la destitución del expresidente Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018), cuestionado por sus vínculos con la empresa brasileña Odebrecht.

Kuczynski renunció a la presidencia y Fujimori fue suspendido del Parlamento por presunto tráfico de influencias junto a otros dos partidarios.



 




En esta nota