COLOMBIA

Polémica en Colombia por uso de perros contra colados en transporte público  


Los caninos "están entrenados para reaccionar cuando los usuarios que van a evadir el pasaje intenten saltar el torniquete, pasar por debajo, según la empresa que presta el servicio.


Foto referencial. La ONG Plataforma Animales Libres de Tortura (ALTO) impulsó una petición a través de internet para poner fin al uso de perros con este objetivo.
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

08/05/2019

El uso de perros para evitar que los usuarios evadan el pago del pasaje de transporte público ha generado una controversia en Colombia, donde las autoridades dicen que se hará bajo control, pero organizaciones protectoras de animales lo califican como una "nefasta estrategia".

La Secretaría de Seguridad de Bogotá señaló en un video publicado en sus redes sociales que el uso de 156 perros se hace después de un "entrenamiento especializado en defensa controlada" de los animales.

Con esta estrategia, la Secretaría y el sistema TransMilenio buscan terminar con esta problemática en la ciudad, que ha provocado millonarias pérdidas y por la que se impusieron más de 24.000 multas el año pasado.



El director técnico de seguridad de TransMilenio, David Camacho, afirmó a Noticias Caracol que los caninos "están entrenados para reaccionar cuando los usuarios que van a evadir el pasaje intenten saltar el torniquete, pasar por debajo o ingresar por las vías vehiculares", indicó.

El funcionario aclaró que "no son perros que estén entrenados para atacar a los usuarios" y rechazó las críticas por estos comentarios.

Ante la iniciativa, la ONG Plataforma Animales Libres de Tortura (ALTO) expresó su indignación e impulsó una petición a través de internet para poner fin al uso de perros con este objetivo.

La organización busca con esto sumar nuevos apoyos de otras plataformas, pues considera que es "una nefasta estrategia para supuestamente ayudar a la antievasión del sistema, amedrentando a supuestos colados con estos inofensivos caninos".



La ONG también señaló que TransMilenio es "cómplice de una despreciable práctica en la que estos perritos son metidos en jaulas y son explotados".

Tras las críticas de las ONG y en redes sociales, las autoridades de la ciudad subrayaron que los perros cumplirán una "función disuasiva" y se encargarán además de detectar explosivos, "siempre contando con turnos de descanso, alimentación y aseo".

"Antes del inicio de sus turnos, los manejadores caninos verifican que sus compañeros de trabajo estén en óptimas condiciones de alimentación, hidratación, aseo y salud", destacó TransMilenio en su cuenta de Twitter.

La implementación de dicha iniciativa en Bogotá inició su etapa piloto en el portal El Tunal, ubicado en el sur de la capital, y espera extenderse en su primera fase a los otros ocho portales que tiene el sistema en la ciudad. 



 




En esta nota