SEGURIDAD

En 10 años hubo 5 atracos a bancos; atribuyen la merma a la tecnología


Destacan el uso de tecnología como el sistema de cámaras de seguridad que permite, a través de la activación de ‘botones de pánico’, la visualización, en tiempo real, de lo que sucede, como en el asalto frustrado a un banco en Cochabamba


Según el comandante de Cochabamba, en cuestión de 5 minutos se tuvo control de la zona
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

04/02/2019

Entre 2001 y 2015 se produjeron 16 atracos a mano armada en entidades financieras del país. El 26 de enero de este año, en Cochabamba, marca un hito, pues por primera vez la Policía atrapó a los delincuentes cuando estos se encontraban dentro de una agencia bancaria. En anteriores casos, las capturas se dieron días después del hecho.

Además, la operación fue ‘limpia’, pues se capturó a los seis atracadores y se rescató a salvo a 18 civiles que fueron tomados como rehenes, acción que fue destacada por la rápida respuesta y la aplicación de protocolos de seguridad que, según el ministro de Gobierno, se rigen por normas internacionales, así como por el uso de tecnología de punta en materia de seguridad en entidades financieras y la activación de los planes y estrategias para este tipo de eventos.

Tras una revisión sobre las publicaciones de estos hechos se puede constatar que en los últimos 10 años se registraron solo cinco atracos a bancos en el país; es más, el atraco frustrado del 26 de enero de este año en Cochabamba se dio después de cuatro años de que se registrara el último hecho similar, que fue en el banco Fassil de nuestra capital, en la avenida Busch y tercer anillo, el 16 de enero de 2015.



En estos números no se toman en cuenta los asaltos a remesas ni a ciudadanos que son atracados luego de hacer retiros de cuantiosas sumas de dinero de las entidades bancarias.

Tecnología

Uno de los aspectos que más se ponderó en el atraco frustrado al banco Mercantil Santa Cruz en Cochabamba fue la tecnología de los sistemas de seguridad, en especial de los botones de pánico (de alarma) del banco, que, al ser activados, permitían que la Policía pueda ver en tiempo real los movimientos de los atracadores en el interior del banco al enlazarse las cámaras de seguridad con un centro de monitoreo, según explicó el ministro de Gobierno, Carlos Romero.

La autoridad resaltó que este es un método que no se usaba hace años, tanto así que un jefe policial de alto rango señaló que le parecía ‘curioso’ y hasta ‘tonto’ que actualmente, con la tecnología con que cuentan los bancos para su seguridad, unos delincuentes hayan intentado atracar una agencia céntrica en Cochabamba, puesto que hace varios años los delincuentes optaron por apuntar sus dardos contra los ciudadanos que hacen retiros de altas sumas de dinero una vez que están fuera de los bancos y, ocasionalmente, a vehículos que transportan remesas.



El comandante de la Policía de Cochabamba, Vladimir Pol, destacó que existen diferentes sistemas tecnológicos de seguridad implementados en los bancos, como cámaras de seguridad y botones de pánico y alarmas, diferentes de un banco a otro, según la inversión realizada. En el caso puntual del suceso en Cochabamba, explicó que la agencia del banco Mercantil Santa Cruz, objeto de atraco el sábado 26 de enero, tiene un dispositivo que alerta de cualquier suceso a la alarma de la central en la ciudad de La Paz y desde allí se da el aviso, vía telefónica, al Batallón de Seguridad Física de la Policía en Cochabamba para que se verifique la información. “Los sistemas de seguridad de cada banco son diferentes, hay algunos con alarmas a escala local y otros a escala nacional”, explica.

La llamada desde la central en La Paz, dijo, movilizó inmediatamente a grupos operativos de la Policía como el Batallón, Radio Patrullas 110, el PAC y otros, por lo que no se demoró ni cinco minutos en cercar con vehículos y policías toda la zona. En ocasiones, el propio banco tiene su sistema de monitoreo con cámaras y pueden activar las alertas a la Policía. Esto porque se pueden dar situaciones en las que el sistema se active por falla técnica.

Una vez neutralizada el área, lo siguiente fue persuadir a los delincuentes para que se entregasen. Pol lo recuerda así: “Nos comunicamos por megáfono con los asaltantes y los disuadimos, toda vez que teníamos el control de toda la zona alrededor del banco y no había ninguna oportunidad de que escaparan. Luego de unas dos horas les advertimos que íbamos a incursionar por las buenas o por las malas, y como no hubo respuesta, procedimos”, contó el jefe policial.

Resaltó que la tecnología no solo hace que la seguridad de los bancos sea más eficiente sino que en la fase investigativa, las imágenes obtenidas legalmente se judicializan y se convierten en pruebas. “La tecnología es una inversión fuerte que a la larga tiene sus réditos”, afirmó.

Al respecto, el comandante de Santa Cruz, Alfonso Siles, comparte el punto de vista de Pol y atribuye la baja cantidad de asaltos a los bancos a la inversión de las entidades en tecnología y el cumplimiento de los protocolos que permiten una acción rápida y eficiente a la Policía. Así también señaló que son muy importantes los simulacros a los que somete al personal.



EL DEBER consultó a la Asociación de Bancos Privados de Bolivia (Asoban) sobre las últimas tecnologías incorporadas en seguridad y la frecuencia de los simulacros y protocolos, pero hasta el cierre de esta edición no se tuvo respuesta.