SANTA CRUZ

Un helicóptero se suma al apagado del incendio en la chiquitania


A media tarde de este jueves una aeronave de Defensa Civil arribó a San José de Chiquitos para colaborar con el apagado del incendio, que ya ha consumido unas 14.000 hectáreas de esta región del oriente boliviano

Un helicóptero se suma al apagado del incendio en la chiquitania
Escuchar el artículo Pausar Lectura

13/09/2018

Hace más de 15 días el fuego está afectando a la chiquitania cruceña, especialmente al municipio de San José de Chiquitos, donde se ha calculado que unas 14.000 hectáreas de bosque, pastizales y cultivos, han sido devoradas por las llamas. Hasta el domingo solo combatían el voraz incendio bomberos forestales de este municipio, pero la tarde de este jueves Defensa Civil ha sumado un helicóptero.

El responsable departamental de esta institución dependiente del Ministerio de Defensa, capitán Óscar Suárez, pasadas las 15:30, le dijo a EL DEBER que la aeronave pilotada por efectivos de la Fuerza Aérea, con base en la capital cruceña, empezaría en breve un sobrevuelo por la zona.

Luego, desde la Alcaldía de San José de Chiquitos compartieron un video en el que se ve al alcalde Germaín Caballero abordando la aeronave. Personal de la Gobernación de Santa Cruz también participó en esta actividad.

Una terminado el sobrevuelo, la autoridad municipal -que realizó una transmisión en Facebook del operativo- explicó  el sobrevuelo permitirá planificar acciones conjuntas con bomberos, militares, voluntarios e instituciones que se han sumando al apagado de las llamas que amenazan al parque nacional Kaa Iya y a la Santa Cruz la vieja.

Además, como se ve en el video, hizo que el responsable departamental de  Defensa Civil comprometa el apoyo hasta la extinción total del fuego. Puedes ver a continuación el video

En la imagen se ve a bomberos de San José de Chiquitos, personal de ABT y soldados que trabajan en el apagado de las llamas que acechan al parque nacional Kaa Iya

 

En la imagen se ve a bomberos de San José de Chiquitos, personal de ABT y soldados que trabajan en el apagado de las llamas que acechan al parque nacional Kaa Iya

 



 




Notas Relacionadas



En esta nota