Opinión

OPINIÓN

Aleksey Edrikhin: pionero de la geopolítica rusa

El Deber 1/7/2018 04:30

Escucha esta nota aquí

Aleksey Efimovich Edrikhin (1867-1933), también conocido como  Aleksey Vandam, nació en Minsk (Bielorrusia), formó parte del  Estado Mayor de la Rusia zarista y fue general de división. En su juventud participó de la guerra anglo-bóer, a favor de los últimos, quienes se defendieron con vigor del asalto británico a los territorios que venían colonizando desde el siglo XVIII. Por efecto de los campos de concentración impuestos por los ingleses, los bravos bóers se vieron obligados a claudicar para que sus familias -retenidas en esos infames campos- sean liberadas. Aleksey tomó el apellido Vandam como homenaje a sus amigos bóers, descendientes de los holandeses que conquistaron Sudáfrica.


La vida de Vandam bien podría ser trama de un filme de acción. Tras los desastres rusos en la Primera Guerra Mundial, Lenin firmó la paz con Alemania luego del alzamiento que lo llevó al poder. Aleksey no aceptó la revolución bolchevique o “roja”, aunque su rol con los opositores “blancos” fue breve. Para no inmiscuirse en la fratricida contienda emigró en 1919. Jamás retornó y murió en Estonia el año 1933.


Edrikhin fue un pionero de la geopolítica rusa, dominó temas vinculados con la estrategia y la seguridad militar. “Debemos contar solo con nosotros mismos”, repetía al desarrollar sus ideas acerca del peligro para la Madre Rusia que entrañaban las talasocracias anglosajonas (Inglaterra y Estados Unidos) unidas además con Francia. Los alemanes también eran potenciales rivales sí, pero podría ser conveniente para Rusia una alianza con los germanos, no así con las potencias marítimas. Aleksey expresó: “Jamás deben olvidar que los países anglosajones siempre serán nuestros enemigos, aunque no lo parezcan o lo simulen”. Sin embargo, Rusia se unió con Inglaterra y Francia en el conflicto de 1914, donde sufrió una grave derrota mientras los aliados sí lograron triunfar en el frente occidental. Edrikhin criticó la alianza, pronosticó el fracaso y advirtió que nadie ayudaría al zar, lo que efectivamente sucedió. Ante un régimen absolutista y desmoralizado se alzaron los bolcheviques y nació la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), ente que se derrumbó en 1991 al colapsar el comunismo.


Aleksey consideró que China y Alemania debían asociarse con Rusia. China había sido humillada por las potencias occidentales y por Japón. Este a su vez humilló a Rusia (1905) al destruir su flota en la batalla naval de Port Arthur. Por su lado, Alemania buscaba revancha luego del Tratado de Versalles. Con Vandam germinó la geopolítica euroasiática, vigente ahora con mayores elaboraciones. Muchos de los pensamientos presentes en círculos moscovitas se originaron en las ideas de Edrikhin-Vandam. Este militar legendario, gran nacionalista y visionario, no será olvidado.