Escucha esta nota aquí

Miles de personas participaron el domingo en el centro de Moscú en una manifestación en homenaje al líder opositor ruso Boris Nemtsov, asesinado el viernes en la capital.

Los organizadores de la marcha elevaron la cifra de participantes a más de 70.000, mientras que la policía dio cuenta de unos 16.000 manifestantes reunidos para esta marcha, permitida por las autoridades.

"Murió por el futuro de Rusia" o "Luchó por una Rusia libre" eran algunos de los lemas que podían leerse en las pancartas de los participantes. Las entradas del metro cerca del punto de salida de la marcha eran prácticamente inaccesibles debido a la muchedumbre.

Otras 6.000 personas, algunas envueltas en banderas ucranianas, se congregaron en San Petersburgo, la segunda ciudad del país, para protestar contra el asesinato de político muy crítico con Vladimir Putin.

"Llevo una bandera ucraniana porque él luchó por el fin de la guerra en Ucrania y fue asesinado por ello", indicó Vsevolod Nelayev. Nemtsov, asesinado a tiros el viernes por la noche en un puente muy cerca del Kremlin, debía encabezar este mismo domingo una manifestación contra la "agresión de Vladimir Putin" a Ucrania y en favor del cese del conflicto en este país.