Escucha esta nota aquí

El ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana afirmó que no votó por "una patrona en el municipio", sino "para un alcalde que gobernara de mejor manera la ciudad", en referencia a Maricruz Ribera, esposa de Luis Revilla. 

La exmodelo y expresentadora de televisión encabeza un paquete de programas denominado "Proyectos de la primera dama de La Paz", cuyo nombre generó controversia en septiembre en la urbe paceña y que fue cuestionado con énfasis por el ministro. 

Conoce más: Critican a Revilla y Patzi por obstaculizar consulta

"Revilla es el empleado de todos los paceños y tiene que someterse a la voluntad de los ciudadanos. Entendemos que Revilla tiene patrones políticos a los que responde con fidelidad. En ese contexto yo le diría a Revilla que yo no soy empleado de su mujer para recordarle que los paceños no votaron para su mujer para convertirla en primera dama", dijo la autoridad.

Quintana agregó que "de pronto ahora tenemos primera dama. ¿Qué? ¿La mitad de la gestión la manda Revilla y la otra mitad la manda su mujer? No es cuestión de decirle al vicepresidente que no es su patrón, su jefe". 

Lee también: “Me enamoré de La Paz antes que de mi marido”

El ministro respondió así a declaraciones con las que el burgomaestre reaccionó a anteriores cuestionamientos de Álvaro García Linera. Revilla dijo al vicepresidente que no era su empleado, ante una recriminación por la baja ejecución presupuestaria en el municipio y El Alto. 

La autoridad cuestionó además que Revilla "saque marchas políticas" para obstaculizar el proyecto del centro nuclear en la zona Sur. "Vivo muchos años en La Paz y quiero que sea una ciudad habitable, con mejores condiciones de vida. No voté para que me impongan una primera dama", agregó.

Puedes ver: Maricruz vuelve a conquistar la entrada del Gran Poder

Dijo que el Gobierno eliminó el rango de primera dama para descolonizar el Estado y lamentó que el alcalde de La Paz reincorpore ese criterio. "Mañana aparecerá el Gobernador con su primera dama, el concejal con su primera dama. ¡Por favor! más seriedad con la gente", señaló.