Escucha esta nota aquí

El viceministro de Defensa Civil, Óscar Cabrera, en un contacto telefónico con EL DEBER, ha informado de que hasta la fecha, las inundaciones dejan un saldo de 14.700 familias afectadas en 52 municipios del país. En cuanto al número de víctimas fatales, la autoridad confirmó que 19 personas han perdido la vida a consecuencia de las lluvias.

“A la fecha, las inundaciones han dejado 14.700 familias afectadas en 52 municipios de seis departamentos, hay 248 viviendas afectadas y 19 fallecidos. No existen personas evacuadas”, informó Cabrera.

Ríos en alerta naranja

La autoridad resaltó que las lluvias estacionales en Beni han provocado crecidas considerables en cinco ríos benianos. “Los ríos Madre de Dios, Acre, Ibare, Mamoré y río Beni continúan en alerta naranja y el río Yacuma fue declarado en alerta roja; el Tijamuchi se encuentra bajo monitoreo”, añadió.

El gobernador de Beni, Carmelo Lens, identificó al menos tres factores que ponen en situación de peligro y riesgo de inundación a la región, entre ellos las copiosas lluvias y el reflujo de la represa brasileña de San Antonio.

“Un factor son las lluvias que hay en La Paz y Cochabamba, esto provoca una mayor afluencia en la cuenca de nuestros ríos, la segunda situación, es la lluvia estacionaria en Beni y la tercera es el reflujo de la represa de San Antonio que hace que el municipio de Guayaramerín siga con agua”, explicó a la red ATB.