Escucha esta nota aquí

Los velasquinos ya sienten el placer de transitar por 17 kilómetros de carretera que ya tienen asfalto. La pavimentación de la principal vía, que une a las provincias chiquitanas con Santa Cruz y el resto del país, avanza y es una obra financiada por el Gobierno nacional con un crédito de Fonplata. La construcción del asfaltado está a cargo de la empresa argentina Rovella Carranza.

En el campamento de la constructora, instalado en San Ignacio, no proporcionaron detalles del avance de la obra, pues el único autorizado para ello es Rolando Pérez, que tiene base en la población de Santa Rosa de la Roca, a 80 kilómetros de San Ignacio.

Sin embargo, el corresponsal de EL DEBER recorrió la ruta donde está trabajando la maquinaria en el colocado de la carpeta asfáltica que se encuentra a la altura de la estancia ganadera San Pedrito y próxima a llegar al colegio Agropecuario San Miguelito.

La obra se inició en mayo de 2014 y se tiene planeado asfaltar 141 kilómetros entre río Uruguaito, provincia Ñuflo de Chávez, y San Ignacio, en la provincia José Miguel de Velasco