Escucha esta nota aquí

Reporteros Sin Fronteras (RSF) pidió este lunes que sea puesto "inmediatamente" en libertad el periodista Juan Carlos Paco Veramendi, acusado de haber causados destrozos en las protestas del miércoles pasado en La Paz en apoyo a los cívicos de Potosí.

El reportero de la emisora ‘Radio Líder’, según RFS, será juzgado por "perturbación del orden público" y "tenencia de explosivos", y permanecerá en detención preventiva mientras prosigue la investigación, que podría durar varios meses.

"Hasta el momento la Fiscalía no ha mostrado ninguna prueba de que haya participado en los actos de violencia que tuvieron lugar el 22 de julio", denunció RSF, que subrayó que Veramendi solo ejercía su trabajo cuando ocurrieron los hechos.

La organización pidió al Gobierno y a la Justicia de Bolivia que no criminalicen la labor de la prensa, y destacó que ese último arresto provisional no está justificado porque "la Fiscalía no ha investigado seriamente" lo sucedido.

RSF añadió que mientras los magistrados "detienen arbitrariamente a los profesionales de los medios de comunicación, la Justicia boliviana demuestra una gran lentitud al investigar las agresiones y los asesinatos" que sufre ese colectivo.

Bolivia, según la última clasificación mundial de la Libertad de Prensa de esa ONG, figura en el puesto 94 de los 180 países analizados.