Escucha esta nota aquí

La nave New Horizons, lanzada hace nueve años por la Nasa para escudriñar los secretos de Plutón, ya tiene "vía libre" para efectuar el 14 de julio un sobrevuelo histórico en torno al planeta enano, de acuerdo a su trayectoria inicial.

Luego de haber escudriñado el espacio desde mediados de mayo con una potente cámara telescópica para detectar nubes de polvo, anillos planetarios y otros obstáculos potenciales, el equipo de New Horizons concluyó que la nave podía permanecer en la trayectoria considerada óptima para las observaciones previstas. New Horizons avanza a 49.600 km/h hacia el misterioso planeta enano y sus cinco lunas.

A esa velocidad, hasta los restos más pequeños, como por ejemplo un grano de arena, pueden ser catastróficos para la sonda, explicó el responsable de la misión. "Todos suspiramos de alivio al constatar que el camino estaba libre", dijo Jim Green, responsable de ciencias planetarias de la Nasa.

"Podemos recolectar más datos -imágenes y otras mediciones- manteniendo la trayectoria inicial", agregó. Un cambio de rumbo, si hubiera sido necesario, habría tenido que hacerse a más tardar el 4 de julio.

Cuando las cámaras de New Horizons estaban lo suficientemente cerca de Plutón en junio, la Nasa había estimado el riesgo de colisión catastrófica en menos de 1%.

"El hecho de no haber descubierto nuevas lunas o anillos de polvo fue un poco una sorpresa", consideró Alan Stern, del Instituto de investigación Southwest en Boulder, Colorado, responsable científico de la misión.

El 2 de julio, New Horizons se encontraba a menos de 15 millones de kilómetros de Plutón y pasará a unos 12.500 km el 14 de julio. Habrá recorrido 5.000 millones de kilómetros desde el comienzo del periplo.