Opinión

... Cara a cara

El Deber Hace 3/27/2018 8:00:00 AM

Escucha esta nota aquí

La adversidad se ha vuelto a interponer en la ruta empresarial del grupo Fidalga, que acaba de sufrir su quinto incendio en 12 años. No es la única marca de supermercados ni de locales comerciales  afectada por este tipo de desgracias. Se trata de un rubro particularmente expuesto a estos riesgos, por lo que la prevención y la seguridad deben ser siempre una prioridad en los que lo gestionan y una obligación en los que están llamados a realizar inspecciones periódicas para detectar a tiempo posibles fallas. Nadie está libre del infortunio, por lo que el sarcasmo y las burlas que circularon ayer en mensajes por las redes sociales sobre la desdicha ajena son un exceso lamentable. Sin embargo, el suceso reaviva la exigencia de una fiscalización constante de los sistemas de seguridad, especialmente de todas las infraestructuras comerciales, y expone las limitaciones de nuestros bomberos, que trabajan a puro pulmón.   

Entró en vigencia la ley que da luz verde a la construcción de puentes en el Piraí. Las autoridades de Porongo están contentas porque se abre la oportunidad de una mejor conexión de su municipio. La obra Bicentenario es la primera en carpeta, pero se requiere de un acuerdo entre las alcaldías de Porongo y de Santa Cruz de la Sierra. Se debate aún qué conviene construir, pero será inevitable que las autoridades dialoguen y acuerden.

La histórica clasificación del tenista beniano Hugo Dellien al famoso torneo Roland Garros es una prueba de que con esfuerzo, perseverancia y profesionalismo nuestros deportistas pueden entrar a la élite mundial. Tal vez es mejor que atendamos más al tenis, que nos da alegrías como esta, en vez de otros deportes que solo nos causan constantes decepciones.