Escucha esta nota aquí

Un operativo conjunto entre la Dirección General de Biodiversidad y la Policía Forestal de Preservación del Medio Ambiente (Pofoma) posibilitó el decomiso de 150 ejemplares entre sapos y ranas disecados en la feria de Alasita en La Paz. 

“Algunos comerciantes mayoristas estaban vendiendo sapos disecados en la feria de Alasita, de tal forma que los personeros de biodiversidad del Ministerio de Medio Ambiente y Agua (MMAyA) junto a Pofoma procedieron a decomisar sapos y ranas de especímenes de la vida silvestre”, sostuvo la ministra de Medio Ambiente y Agua, Alexandra Moreira.

La autoridad señaló que esa repartición estatal llevó adelante el operativo por denuncia de una persona particular y se presentó una denuncia ante la Fiscalía en Materia Ambiental para que reciba las declaraciones a dos personas implicadas

“La Dirección de Biodiversidad tuvo que actuar desplazando al personal técnico, quienes identificaron los puestos de comercio ilegal y las especies que estaban siendo vendidas. Los efectivos de Pofoma actuaron de acuerdo a las normativas vigentes en el país que protegen la vida silvestre”, puntualizó.