Escucha esta nota aquí

Es el ejemplar más pequeño de la Bliblia de la historia: tiene un tamaño no más grande que la punta de un dedo y en él están escritas las 1,2 millones de letras que componen el Antiguo Testamento.

Esta "Nanobiblia", como fue bautizada, solo puede leerse con microscopio electrónico y es obra de científicos del Instituto de Tecnología de Israel, según señala un reportaje de CNN. 

Para grabar esta Biblia se usó una capa de silicona de menos de 100 átomos de grosor que luego fue recubierta de oro. Un rayo de iones fue el responsable de la grabar, letra por letra, sobre el diminuto lienzo. Está escrita en hebreo.

Los científicos crearon esta versión en miniatura del libro más leído de todos los tiempos como un experimento de la miniaturización y la capacidad de guardar información en espacios muy pequeños.

La "Nanobiblia" está expuesta como parte de la exhibición del 50 aniversario del Museo de Israel, donde se guardan los Manuscritos del Mar Muerto, que tienen parte del mismo contenido pero fueron escritos hace 2.000 años. 
 
Vea en este corto documental (en inglés) cómo fue grabada esta diminuta Biblia. 
,