Escucha esta nota aquí

Los comerciantes informales del mercado La Ramada salieron en masiva manifestación desde la avenida Grigotá hasta el edificio del Concejo Municipal para pedir a la comuna consenso en el traslado, el cual se conoció ayer que será el 30 de abril.

La ruidosa marcha tuvo como objetivo la toma de las puertas del Concejo, dejando dentro una importante cantidad de invitados, pues se había previsto que en la sesión el alcalde, Percy Fernández, debía promulgar la Ley 823, del ordenamiento de Los Pozos. Los manifestantes apedrearon el bus que transportaba al alcalde, incluso rompieron el parabrisas. El chofer del bus tuvo que conducir en reversa dos cuadras en su afán por huir del lugar.

Jaime Flores, ejecutivo de la Federación de Trabajadores Gremiales Unidos, refirió que el pedido es reunirse con la presidenta del Concejo, Angélica Sosa, para concertar el traslado, pues aseguró que en las mesas de trabajo que se hicieron no estuvo presente ninguno de los dirigentes de las 20 asociaciones de La Ramada.

Vendedoras, como Jacqueline Salas, Maribel Daza, Roxana Flores y Beatriz Chambi, cuestionan el censo gremial, pues se ha inscrito a gente que nunca vendió en el mercado. “Jesús Cahuana no tiene puestos en La Ramada, no sé por qué se hace llamar dirigente, y de Róger Labardens cuestionamos su liderazgo”, anotó 

Roxana Flores, que desde hace 20 años vende comida y soda.

A su turno, Lourdes Ramírez, dirigente de la Asociación 15 de Agosto, pidió la mediación de la oficina de Derechos Humanos y de la Central Obrera Departamental (COD), pues se perderán muchos empleos con el traslado.

Respuesta
La presión obtuvo resultados, pues a media tarde lograron que la Alcaldía propicie una reunión entre los dirigentes con el secretario de Comunicación, Jorge Landívar, y con las comisiones encargadas del traslado para el 3 de abril, a las 15:00, en Parques y Jardines.

Sin embargo, debido a las agresiones que sufrió el burgomaestre fue respaldado por los 11 concejales para que tome acciones legales contra los que propiciaron los actos vandálicos. “No agotaremos el diálogo, estamos con las puertas abiertas para escuchar a los gremiales y sus sugerencias y reclamos”, manifestó Sosa.

La medida

Masivo
La manifestación abarcó más de tres cuadras de comerciantes de La Ramada, que estima son 5.000 en 20 asociaciones.

Compromiso
Para dejar en ‘libertad’ el edificio del Concejo, se determinó una reunión para el 3 de abril, a las 15:00, en Parques y Jardines.