Escucha esta nota aquí

Después de que EL DEBER publicara en su sitio web que la agrupación Pasión Andina considera que “no vale la pena” que los grupos bolivianos sigan participando en el Festival de Viña del Mar, las reacciones de los usuarios de las redes sociales desataron un aluvión de opiniones encontradas.

Cristian Orellana, representante del grupo que se llamó Bolivia en la contienda musical, explicó que solicitaron a la organización que corrigiera los desperfectos en el sonido para su segunda actuación en la Quinta Vergara, ya que, según Orellana, fue este el motivo para que el jurado los califique con un 5,1 sobre 7.

Sin embargo, no encontraron una actitud colaborativa por parte de los técnicos y al final terminaron con un 5,4 en su segunda intervención, que los dejó fuera de la competencia folclórica.

Un airado debate se originó en las redes sociales sobre la pertinencia de que grupos bolivianos participen del festival, que el año pasado entregó el primer lugar a la representante de Chile después de empatar con su par de Bolivia, el grupo Ch’ila Jatun.

Algunos usuarios calificaron como aceptable la actuación de Pasión Andina, mientras que otros afirmaron que no debieron ir para “evitar ser humillados” y otras personas precisaron que su interpretación no estuvo a la altura de un concurso como este.

Otra de las molestias del grupo es que la organización fijó su retorno para el sábado, con escalas en Lima, Santa Cruz y La Paz. “A pesar de que hay tres vuelos directos a La Paz, con las horas de vuelo y de espera parece que estuviéramos viajando a China”, afirmó Orellana. Es por eso que se están movilizando para regresar lo antes posible al país por sus propios medios.

Un dato no menor es que en una encuesta realizada por la radio
Pudahuel, de Chile, se consultó a sus oyentes cuál era su canción preferida de la competencia folclórica y Bolivia ocupó el segundo lugar con un 40% (38.261 votos), solo por detrás de Perú, que se impuso con un 43%. Mientras que el tercer lugar lo obtuvo Colombia, con un 17%, seguido del resto de los concursantes