Escucha esta nota aquí

Se reencontraron en el lugar menos esperado, una corte de justicia de la ciudad de Miami. Mindy Glazer y Arthur Booth habían sido amigos y compañeros de Colegio muchos años atrás, ahora se veían las caras como jueza y acusado. 

Booth había sido arrestado tres días atrás por el robo de un automóvil y asalto, lo que no pensó nunca es que tendría que rendir cuentas ante la que había sido su compañera en el pasado, vueltas de la vida.

“Tengo una pregunta para usted. ¿Me reconoce de la escuela secundaria?”, señaló la jueza, tras verlo en la corte, a lo que el acusado respondió con asombro: “¡Oh, mi Dios””, exclamó varias veces y se puso a llorar. 

El video de este momento (que puede ver encabezando esta nota) se convirtió en viral tras ser colgado en la plataforma de YouTube. 

“Lamento verlo en ese sitio, siempre me pregunté qué pasó con usted. Este era el chico más amable de la escuela, era el mejor mejor chico de la secundaria. Yo solía jugar a fútbol con él y todos los chicos. Señor Booth, espero que pueda cambiar su vida, su forma de actuar, buena suerte. Lo que es triste es cómo ha envejecido. Buena suerte, señor, espero que pueda superar esto y vivir dentro de la ley”, le dijo.

Finalmente, por los cargos de robo, huir a alta velocidad y resistencia al arresto, la juez le estableció un pago de una fianza de 43.000 dólares, para que salga en libertad antes de enfrentar el juicio por los delitos de los que se lo acusa.