Escucha esta nota aquí

Mañana, Reymi Ferreira presentará en Santa Cruz su informe de rendición de cuentas. Ve aspectos positivos, como el proyecto de ley de las FFAA y los logros de las empresas militares, pero como puntos críticos lamenta las muertes en cuarteles y el caso de las barcazas chinas.

_¿Cómo se siente al frente del Ministerio de Defensa?

Aprendiendo, me gusta aprender y aprendí bastante. Es la primera vez que ocupo un cargo nacional, un cargo que es complicado especialmente en este ministerio que tiene ciertas particularidades, como la de estar relacionado y ser la cabeza administrativa de las Fuerzas Armadas (FFAA).

_¿Cómo puede dividir su gestión?
Hay un informe financiero-económico, de logística, operativo, institucional y jurídico, son las principales áreas de trabajo. Como cualquier informe es abierto y la gente que vaya no se puede limitar solamente a lo que estamos planteando.

_¿Qué logros destaca?
Uno de los elementos que podemos destacar es el proceso de transformación que se realizó en cuanto a las formas de entender la nueva Constitución en el marco de las FFAA.

Tenemos a la fecha concluido un proyecto de ley para las Fuerzas Armadas que sustituirá a la vieja ley de 1992. Otro logro, en materia económica, es que de todas las empresas que tienen las FFAA, todas rindieron beneficios, excepto dos: Enabol, que tiene problemas tras sufrir estafas, y la empresa Enauto.

_¿Qué pasó con la empresa constructora del Ejército?
La que era la empresa constructora del Ejército está empezando a revitalizarse, hoy es una unidad operativa de Cofadena. Se terminó de replegar, de reequipar y de habilitar la maquinaria y hoy están con pequeños trabajos y alquilando maquinaria. Se generó beneficios con la empresa de municiones, con la perforadora de agua, con el Transporte Aéreo de Carga (TAB) y con Transporte Aéreo Militar (TAM).

_¿Con qué problemas se enfrentó al iniciar su gestión?
Con dos grandes problemas. Uno, que ya está solucionado y es la disolución de la empresa constructora del Ejército, y tener un norte en el tema de las barcazas, que se evitó el remate de estas y tenemos un plan con el sector privado, pero necesitamos una resolución judicial dándonos la titularidad al Estado para hacer un acuerdo.

_Un punto de críticas fueron las muertes de conscriptos, ¿qué se hizo para terminar con estas desgracias?
Logramos consensuar un reglamento nuevo de sanidad para evitar las muertes, porque dentro de los puntos negros de gestión está esto, hay que reconocerlo, hemos tenido bajas, no en la cantidad que dice el defensor del pueblo, son desde marzo siete fallecidos; dos suicidios y los otros por enfermedades, peleas e insolación.

Los exámenes son más rigurosos, este año habrá reclamos, pero seremos rigurosos.

_En el tema de la ley de las FFAA había la posibilidad de ampliar el mandato del comandante general, ¿se consensuó ese tema?
No habrá ampliación. Consideramos que por el tema de la rotación de fuerzas en el mando y las promociones debe quedar tal como está, considerando que el señor presidente puede ratificar por un periodo más al comandante.

_¿Cuáles son los puntos negativos de gestión?
Hay que reconocer que un punto lamentable es el tema de las muertes (en los cuarteles), recalco que estos decesos no fueron producto de abusos. Otro punto es la ineficiencia de las empresas militares, concretamente en dos.

También tenemos que ver el tema de la impunidad, porque hay varios oficiales que están suspendidos y siguen recibiendo un sueldo. Eso es impresionante, para eso trabajaremos en una ley corta. Otro aspecto negativo es que nos faltó el equipamiento, pero esto es por una razón de bienestar social, ya que se compraron colchones, camas y se priorizó la construcción de pozos de agua.

_¿Cómo está el proceso de compra de armamento?
Tenemos más o menos el panorama de las ofertas, no necesitamos licitar por ley al ser un tema de seguridad, pero tampoco queremos hacer como se hizo con las barcazas, queremos hacerlo comparando, queremos saber ventajas y desventajas.

En 2015, se dedicó a ver qué características tiene el armamento chino, el francés, el ruso, el argentino, que son algunas de las potenciales fuentes de compra, pero tuvimos la grata sorpresa de Cuba, país que tiene la producción de fusiles de asalto que están en muy buen nivel, estos fusiles son los Kalashnikov.

_¿Qué tipo de armamento se necesita?
Necesitamos reponer las armas de entrenamiento, ya que las que tenemos datan de 1979. Los conscriptos ya no pueden manejar una FAL o un Mauser. Nuestros cuerpos mecanizados tienen unidades muy obsoletas, sirven, pero no están a la altura para disuasión. También aviones de entrenamiento