Escucha esta nota aquí

El Tribunal Nacional de la Policía dio de baja definitiva de la institución a los cinco policías acusados de violar a una mujer con problemas mentales en instalaciones de la Unidad Táctica de Operaciones Policiales de Cochabamba (UTOP), el 21 de julio de 2014.

En diciembre pasado, el Tribunal Disciplinario de Cochabamba tomó la decisión de que los policías Frank Y.; Froilán C., Marco Antonio C., Rubén B. y Jesús F. sean dados de baja; sin embargo, éstos apelaron la decisión ante el Tribunal Disciplinario Nacional, una instancia de mayor jerarquía.

Los efectivos son acusados de haber abusado a una joven de 21 años con discapacidad mental en un cuartel policial de la ciudad de Cochabamba. Después del acto, los efectivos la echaron a la calle y ella contó lo sucedido a una vendedora y a los camaradas de estos policías.

Los policías aún trabajaban en diferentes unidades policiales mientras esperaban la decisión de este Tribunal, que después de más de tres meses definió que sean dados de baja definitiva sin derecho a reincorporarse a la institución verde olivo.

A la justicia ordinaria

La decisión fue tomada por la falta grave de ejecutar tratos inhumanos atentando contra los derechos humanos de una mujer, según el periódico Opinión.

Ahora estos cinco policías deberán someterse a un juicio penal por el delito de violación agravada, pero hay temor de que éstos fuguen y no se sometan al juicio.

El fiscal de Distrito, Freddy Torrico, comentó al periódico que ya se terminó la etapa de investigación y que aún no hay fecha ni hora para comenzar el proceso oral.

Una de las versiones de los policías era que esta muchacha era una trabajadora sexual; pero comerciantes de la avenida Heroínas refutaron esta hipótesis.

El caso además derivó en la renuncia del coronel Alberto Suárez a la jefatura del Comando Departamental de Cochabamba, en septiembre pasado.