Escucha esta nota aquí

Meghan Markle y Enrique de Inglaterra anunciaron su compromiso el pasado lunes tras un año de relación. Así, sus actos y palabras serán supervisados por los equipos de palacio, lo que supone un cambio drástico en su vida. Estas son las cosas que va a dejar atrás tras casarse con el quinto en la línea de sucesión al trono británico:

1. La primera es que abandonará su carrera como actriz. En la primera entrevista para televisión que concedió la pareja a la cadena BBC pocas horas después de anunciarse su compromiso, Meghan Markle confirmó que se iba a retirar de la interpretación para enfocar su labor al trabajo humanitario. “Será un nuevo capítulo”, anunció. 

 

The sweetest anthem from the sweetest of friends. Love this @dragonette - celebrating all that is She right there with you ✨#IWD

Una publicación compartida de Meghan Markle (@meghanmarkle) el

2. Abandonará su vida en Canadá y Estados Unidos. Hasta ahora, Meghan vivía en Toronto, ciudad en la que ha estado trabajando en los últimos años, pues es donde se rodaba la serie de abogados Suits en la que trabajaba, y también el escenario escogido por la pareja para hacer su primera aparición pública. Su tiempo lo repartía entre la gran urbe canadiense y sus viajes a Los Ángeles (Estados Unidos), de donde es originaria. Ahora, la exactriz deberá obtener un visado para quedarse en Reino Unido una vez que se case con el príncipe Enrique, en mayo del próximo año.

 

Prince Harry and Ms. Meghan Markle arrive in Nottingham for their first official visit together since announcing their engagement. Prince Harry and Ms. Markle met crowds who have gathered outside the National Justice Museum. Prince Harry has been to Nottingham several times before and was delighted to be introducing the city to Ms. Markle.

Una publicación compartida de Kensington Palace (@kensingtonroyal) el

3. Además de familia y amigos, Markle se despedirá de una de sus mascotas. Según informó el secretario de comunicación del príncipe, mientras Guy viajó con ella a Inglaterra, Bogart, se quedó en Estados Unidos. El labrador que adoptó hace unos años vive ya con unos amigos de la joven, pues su edad y salud no le hubieran permitido aguantar el viaje.

4. La pareja anunció que se casarán en mayo, en la iglesia de San Jorge del castillo de Windsor. Antes de ese día, la californiana se bautizará y confirmará para entrar a formar a parte de la iglesia anglicana, que permite que las personas divorciadas se vuelva a casar (como es el caso de la actriz). A pesar de que de pequeña estudió en un colegio católico, ella no fue criada como tal, su padre es episcopal y su madre, protestante.

5. Meghan ya tiene una amplia trayectoria en proyectos humanitarios. Viajó a Ruanda para una campaña de agua potable con la organización canadiense World Vision, milita en la entidad de Naciones Unidas para la igualdad y empoderamiento de las mujeres y es consejera de la caridad One Young World. Pero tras entrar a formar parte de la familia real británica, los proyectos en los que se involucre serán decididos por el palacio de Kensington.