Escucha esta nota aquí

La justicia argentina trabaja contra reloj para determinar cuáles fueron las verdaderas causas de la muerte del fiscal Alberto Nisman, encontrado sin vida en su departamento la noche del pasado domingo.

Declaraciones testimoniales, revisión de horas de filmación o allanamiento marcan la pauta del trabajo de la Fiscalía, que este viernes ha sumado un nuevo capítulo de incertidumbre: la orden de no dejar salir del país a Diego Lagomarsino, el hombre que le entregó el arma al fiscal y que fue encontrada junto a su cadáver.

Pocos minutos después de que se anunciara la decisión judicial, el colaborador llamó a la fiscal, Liliana Fein, por teléfono para disipar las dudas sobre su paradero e informarle que estaba en casa de un amigo.

Pese a que todas las miradas están puestas en el colaborador como
pieza crucial del rompecabezas, la fiscal detalló que no se ha dispuesto una custodia especial para Lagomarsino.

El episodio se suma a la lista de cabos sueltos que arrastra la 
investigación, desde las contradicciones sobre las cerraduras de las
puertas del domicilio de Nisman, donde fue encontrado muerto, hasta
la presencia en la escena del secretario de Seguridad antes de la
llegada de los peritos judiciales.

Más dudas y nuevas pruebas

También se cuestiona la ineficacia de la custodia policial de Nisman, que, por ejemplo, no revisó las pertenencias de Lagomarsino cuando le visitó y le llevó la pistola.

De acuerdo con la versión del colaborador, Nisman le aseguró que
el influyente exdirector de operaciones de la Secretaría de
Inteligencia Antonio "Jaime" Stiuso (SI, ex Side) le había prevenido contra las personas que lo custodiaban.

Después de que las pruebas no detectaran restos de pólvora en las
manos de Nisman, la fiscal Fein espera el resultado del peritaje que
determinará definitivamente si el proyectil extraído del cuerpo
corresponde con el arma hallada en el lugar y el cotejo del ADN.

Además, se dispusieron nuevas medidas para recolectar pruebas,
aunque "se mantendrán en reserva los detalles", a fin de garantizar
el "éxito del procedimiento", según la fiscal del caso.

EE.UU. pide investigación imparcial

Estados Unidos se sumó este viernes a los reclamos de esclarecimiento de la "trágica muerte" del procurador. "Las autoridades ya están analizando la muerte y hacemos un llamado por una investigación completa e imparcial", dijo la portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki.

Según cables revelados por Wikileaks, Nisman mantenía una intensa relación con la embajada estadounidense en Buenos Aires.

Nisman apareció muerto el domingo en la víspera de explicar ante el Congreso la acusación contra Kirchner y su canciller, Héctor Timerman.

"Nadie quería más que Nisman viviera y contestara las preguntas (de diputados) que la Presidenta y yo", escribió este viernes el canciller en la red social Twitter, tras cuatro días de silencio.

Declaró su exesposa

Mientras, la exmujer de Nisman, la jueza Susana Arroyo Salgado,
prestó, de nuevo, declaración este viernes y pidió ser aceptada como
querellante
particular en nombre de sus hijas.

Su testimonio es clave para aclarar los motivos por los que el
fiscal interrumpió precipitadamente sus vacaciones en Europa el
pasado 12 enero y regresó a Buenos Aires, donde dos días después
presentó una denuncia contra Cristina Fernández; el canciller,
Héctor Timerman; y otros dirigentes oficialistas.

En su demanda, Nisman acusa a la presidenta de orquestar un plan
de encubrimiento
a los supuestos terroristas iraníes responsables
del atentado contra la mutual judía AMIA, que dejó 85 muertos en
1994, a cambio de, presuntamente, intensificar las relaciones
comerciales con Irán.

El Gobierno cerró filas para defender la hipótesis lanzada por la
presidenta
el jueves, que denunció que la muerte
de Nisman responde a una conspiración contra el Ejecutivo.

"Hay alrededor alguien con intereses de otras características",
señaló hoy el secretario de Presidencia, Aníbal Fernández.
Al igual que Cristina Fernández, el funcionario afirmó que Nisman
"primero les servía vivo para presentar la denuncia" y ahora "les
sirve muerto".