"Chile no va a ceder soberanía territorial y marítima. Bolivia pierde el tiempo cuando intenta por esta vía promover un caso que pretende obligar a Chile a negociar una salida soberana. Eso no va a ocurrir", argumentó en una entrevista a una radio chilena el canciller de ese país, Heraldo Muñoz, en su segundo día de declaraciones, en respuesta a la noticia de que el papa Francisco pidió al Gobierno de Bolivia información sobre la demanda marítima ante la Corte Internacional de Justicia.
 
?
Como dijo el lunes, el ministro reiteró que "no hay papel para el Santo Padre" en el diferendo territorial pendiente entre los dos países.

"No puede haber ningún tipo de mediación de ningún actor externo, porque una mediación supone una controversia y acá no hay ninguna controversia. Acá hay una aspiración marítima boliviana que pretende presentarse como un derecho", opinó la autoridad en declaraciones a radio ADN.

En respuesta a críticas dentro de Chile a su gestión, aseguró que su país "hace gestiones que no han trascendido, discretas pero importantes", y que debido a eso "la impresión puede ser de que ellos han tomado la delantera".