Escucha esta nota aquí

Caminando guiados por sus bastones blancos, los no videntes llegaron hasta la plaza principal vociferando: “Respeta el bastón porque es mi guía”. Lo hicieron a modo de crear conciencia para conseguir un trato más digno justo en el Día Mundial del Bastón Blanco y lamentaron que pese a que existe una ley (Ley 223 de Personas con Discapacidad) que dice que se debe contratar a personas con capacidades diferentes tanto en el sector privado (2% del personal) como en el público (4%), esto se queda en papeles”, en palabras de Feliciana Calisaya, directora departamental del Instituto Boliviano de la Ceguera, que en Santa Cruz aglutina a 1.459 personas y en Bolivia a 6.500.

Es más, Calisaya denunció que en el sector de personas con discapacidad se sienten muy discriminados. “Si convocan a un trabajo, entre un discapacitado físico y un no vidente, el trabajo se lo dan al primero solo por el hecho de que no vemos, pero en realidad somos muy capaces, pero por ser ciegos no confían en nuestra capacidad”.

Su caminata por el casco viejo fue para exigir ser mejor incluidos en lo laboral, que las aceras sean más accesibles y que el transporte público respete a las personas no videntes.

Una ley y un día para ellos

Por su parte, Fátima Eyzaguirre, gobernadora del Club de Leones, mitigó las malas noticias con una buena: “Hace una semana, el Concejo Municipal aprobó el proyecto de ley que presentamos los Clubes de Leones para que se reconozca el 15 de octubre como el Día del Uso del Bastón Blanco, que ya se celebra en diferentes países, pero Santa Cruz no tenía una ley. Hoy ya gozamos de una ley y en los próximos 30 días diferentes instituciones vamos a trabajar en la reglamentación”, anunció a tiempo de entregar un lote de donación de bastones blancos.

El drama de una madre

José Daniel Manuelani (12) vive en Satélite Norte, perdió la visión en sus primeros años de vida, pero aun así asiste al colegio y tres a cuatro veces a la semana llega hasta Aprecia, donde aprende a leer en braille y el ábaco. “Cuando tenía casi siete meses, la doctora me dijo que no estaba viendo de un ojo, estuvo en tratamiento, pero tenía que hacerse operar y se quedó así porque yo no tenía con qué (dinero)”, refiere Paulina Díaz, la madre que se gana la vida como barrendera en Warnes. Para completar el drama, su otra hija, de 14 años, presenta baja visión a raíz de un accidente. “Yo lucho por ellos, no quiero que se queden así”.

Para saber

15 DE OCTUBRE

Fue instituido como Día del Bastón Blanco por los representantes de todas las organizaciones e instituciones que constituyeron la Unión Mundial de Ciegos en París en 1980, quienes destacaron la importancia de establecer un día que hiciera alusión al bastón blanco como símbolo de independencia, igualdad de oportunidades e inclusión en todos los ámbitos de la sociedad.

BONO

En palabras de Nelda Sandoval, de la Mutual de Personas Ciegas, el Gobierno central otorga un bono de Bs 6.000 cada año, por ello es importante que quienes no estén registrados en el Instituto Boliviano de la Ceguera acudan para beneficiarse con este bono. La dirección es avenida Busch N.º 1.000, frente a Inegas. Hay que presentar certificado oftalmológico, llenar un formulario y someterse a un examen de la vista, además de presentar fotocopia de carné y algo que acredite dónde reside.