Escucha esta nota aquí

Roxana Montaño, supuesta dueña de una clínica estética, ha sido enviada con detención preventiva a la cárcel de Palmasola luego de que la justicia hallara indicios de culpabilidad en la muerte de Beiby Gisela Pardo Roda (42), que falleció a causa de una intoxicación aguda, informó el fiscal José Parra tras que terminó la audiencia cautelar.

Roxana contó a los medios de comunicación que Beiby le había solicitado sus servicios porque quería perder peso y que ella no midió las consecuencias a la hora de aplicarle el tratamiento estético. “Nunca más voy a poner un inyectable en mi vida”, dijo entre lágrimas.

El fiscal Parra explicó que en audiencia cautelar Roxana Motaño fue enviada a la cárcel de Palmasola con detención preventiva acusada de la comisión de los delitos de homicidio, asociación delictuosa y ejercicio ilegal de la profesión.

También dijo que las investigaciones se ampliarán para determinar si otras personas participaron en la intervención a Beiby, que falleció el 7 de enero.