Escucha esta nota aquí

Tras las prohibiciones del Ministerio de Medio Ambiente y la Alcaldía cruceña para jugar con agua y pintura en Carnaval, el secretario municipal de Defensa Ciudadana, José Negrete, admitió que es imposible controlar a toda la población y apeló a la conciencia para cuidar el agua.

"No creo que no se pueda jugar con agua, difícil el control, tendríamos que controlar a los 400.000 inmuebles que tenemos en Santa Cruz y no contamos con el personal suficiente. Llamamos a la reflexión para que haga uso racional del agua", dijo Negrete en conferencia de prensa.  

El funcionario municipal manifestó que la norma es de difícil aplicación en  Santa Cruz y que más bien apunta a concienciar sobre el uso del agua. 

"Sin pintura podemos carnavalear, sin mojarnos no podemos. Es como una fiesta sin música ni bebida... qué vamos a prohibir sino vamos a poder controlar", explicó. 

Negrete dijo que la pintura si se puede controlar y que ya desplegó personal a los mercados para controlar la venta del producto que está prohibida. 

Los días del corso también habrá control en el Cambódromo y el casco viejo de la ciudad.