Escucha esta nota aquí

"Ahora me voy, no me lo repitas, estoy recogiendo las cosas precisas para irme", con esa canción de Emmanuel la periodista Amalia Pando confirmó su salida definitiva de Erbol. El directorio de la institución aceptó su dimisión y dio por concluido su ciclo frente a los micrófonos. 

"Sí, ahora me voy y ya estoy empezando a recoger mis cosas, papelitos, cosas que uno acumula durante tanto tiempo", señaló la comunicadora al iniciar su último programa y señaló que "No es tiempo de llorar, por favor". 

Minutos antes de dejar la cabina de la emisora, la aguerrida periodista señaló que "la libertad somos todos, la democracia somos todos", para luego rematar con la frase de una joven filósofa: "Erbol está hecha para la gente que le gusta Erbol. Por ejemplo, a mí me gusta la democracia y no la dictadura, gracias".

Conoce más: El Gobierno pidió mi cabeza, entonces la entrego

El director ejecutivo de Erbol, Augusto Peña, sostuvo que "agradecemos su aporte a Amalia en estos años y que no quepa duda alguna que nuestra radio paceña seguirá por el sendero de periodismo responsable, con ética y compromiso con la sociedad, como lo hicimos desde que salió al aire". 

Pando presentó su renuncia el pasado nueve de agosto, denunciando la "asfixia" económica que el Gobierno ejerce mediante la publicidad estatal. "La política del gobierno es la clausura de Erbol, se lo digo con toda claridad", alertó entonces.

También puedes leer: Pando afirma que quieren clausurar Erbol

"En mi carta de renuncia le digo a Augusto: Sabes Augusto, la asfixia es que como esa bolsa de plástico que ponen los torturadores alrededor de la cabeza del torturado que le van quitando el aire de a poco hasta llegar a la agonía y luego la muerte", resalta su dimisión.

La periodista deja Erbol tras estar casi ocho años, luego de conducir el programa "La mañana en directo". Es conocida por ser implacable en su oficio y acuciosa en la búsqueda de la verdad. Tiene una trayectoria profesional de más de 35 años.