Escucha esta nota aquí

Cuando la Navidad comienza a asomarse y vemos en los centros comerciales los adornos referentes a esta fecha con certeza sabemos que se viene un periodo corto en el que invertiremos más dinero que en cualquier otra época del año.

A continuación encontrará cinco consejos para que disfrute una Navidad tranquila, alegre, en la que no perderá la paciencia y todos sus familiares y amigos recibirán el regalo que usted desea compartir con ellos.

1. Estime sus gastos
Comience por recordar este principio de economía elemental: no gaste más de lo que gana. Realice un presupuesto de los regalos que quiere dar para saber el dinero total que necesita.

2. Fije un número exacto de regalos
Es sabido que en épocas navideñas la generosidad, así como otros sentimientos, afloran de manera excedida, evite esta práctica porque de lo contrario su presupuesto no habrá servido para nada y en enero su generosidad se convertirá en una resaca financiera.

3. Compare precios
Antes de realizar cualquier compra se recomienda comparar los precios del producto que desee comprar, caminará un poco pero sin duda que encontrará el mismo regalo a un precio más bajo.

4. No espere a diciembre para irse de compras
Entre una Navidad y otra hay doce meses. No espere al penúltimo día de la Novena para irse de compras. Puede que el regalo que en el que estaba pensando se haya agotado.

5. Abra un fondo navideño
Empiece desde enero, empezar un fondo navideño en noviembre será inútil. Realice abonos mensuales, lo importante es ahorrar, no olvide este verbo. Para cuando desee empezar sus compras, habrá ahorrado lo necesario y no tendrá que gastar la totalidad de su salario y su aguinaldo.