Escucha esta nota aquí

La ciudadana o ciudadano que no esté registrado en el Padrón Electoral Biométrico (PEB) habiendo cumplido la mayoría de edad, 18 años, podría ser multado o arrestado por ocho horas, en cumplimiento de la Ley 026 de Régimen Electoral y el nuevo Reglamento para el Referéndum Constitucional del 21 de febrero de 2016. Serán los jueces electorales los que asuman competencia en los casos de faltas electorales.

En entrevista con ANF, el vicepresidente del TSE, Antonio Costas señaló que el nuevo Reglamento del Referéndum para la Reforma Parcial de la Constitución Política del Estado (CPE), sobre la reelección del Presidente y Vicepresidente para el periodo 2020-2025, no sólo otorga amplias competencias a los jueces electorales para resolver los casos de faltas electorales, sino también para remitir ante la justicia ordinaria los casos tipificados como delitos electorales, y hasta determinar como medida preventiva el arresto por ocho horas.

"Quienes cometen faltas electorales también son los particulares, el que no se haya inscrito al padrón electoral y se determine que no está inscrito por alguna causa, puede ser atendido (el caso) y puede ser multado. Es una falta electoral no estar inscrito", señaló.

El artículo 232 de la Ley 026 referida a las faltas cometidas por particulares señala en su inciso "a" que es una falta electoral no inscribirse al padrón electoral o inscribirse proporcionando datos falsos. Mientras que el artículo 235 prevé como sanciones las multas pecunarias, arresto o trabajo social.

Costas explicó que aquellos ciudadanos que no paguen las multas por faltas electorales -las que estarán definidas hasta enero del próximo año- podrían ser arrestados durante ocho horas.

"Ahora es importante recordar que las faltas electorales están circunscritas en diferentes ámbitos; hay faltas electorales que las cometen los jurados electorales y estarán dentro del periodo de vigencia de los jurados electorales. Un jurado escogido por sorteo si no asiste a la junta es una falta electoral, y el caso ya puede ser atendido por el juez", indicó.

El vocal electoral indicó que la norma también prevé sanciones a los notarios que cometan faltas durante el registro biométrico o durante la actividad electoral.

Resolución de faltas

Las faltas electorales cometidas por las servidoras o servidores públicos, hasta el momento en que se designen a los jueces electorales, serán resueltas por los Tribunales Electorales Departamentales o el Tribunal Supremo Electoral. Sin embargo, una vez que los jueces asuman competencia del proceso electoral serán resueltos por estos funcionarios.

"Por ejemplo, una falta electoral de los servidores públicos es facilitar en el periodo electoral uno, dos o más inmuebles públicos a las organizaciones políticas, esa es una falta electoral que eventualmente puede ser atendida por un juez", indicó.

También cometen faltas electorales las organizaciones políticas si no se rigen a las normas electorales vigentes. "Las organizaciones políticas pueden negarse a cumplir resoluciones del Órgano Electoral, ese incumplimiento puede ser remitido al juez electoral para que pueda determinar sanciones", señaló.

Las organizaciones políticas que difundan estudios de opinión para fines electorales sin estar habilitadas ante el Órgano Electoral Plurinacional también incurrirán una falta.

"Hay otras faltas inherentes al evento como tal, si yo el día de la votación expendio bebidas alcohólicas es una falta electoral que puede ser atendida por el juez que puede determinar una multa o el arresto o podrían enviarme a cumplir una tarea social, pueden enviarme a barrer la plaza", explicó.

Durante el día del sufragio son considerados delitos electorales la instalación ilegal de mesas, la destrucción de ánforas, la obstaculización del evento electoral, entre otros, que pueden ser conocidos por los jueces electorales, pero no procesados, pues serán remitidos ante la justicia ordinaria. "Los jueces electorales podrán determinar la medida provisional del arresto, como una medida cautelar", dijo.