Escucha esta nota aquí

Lograr que sus hijos estudien en un colegio de convenio o en el centro de la ciudad se ha convertido en una via crucis para cientos de padres de familia que este 19 de febrero madrugaron en espera de conseguir un cupo. En la primera media jornada EL DEBER evidenció filas kilométricas.

El colegio Nacional Florida es uno de los más requeridos y como era de esperarse la fila de padres de familia, este lunes por la mañana, alcanzaba varias cuadras. Una situación similar se observó en los centros educativos Cáritas y Marcelino Champagnat, ubicados en la zona sur de la ciudad.

El director departamental de Educación, Salomón Morales, dijo que en estos establecimientos educativos se dará prioridad a los estudiantes que viven en esa zona.

Indicó que técnicos de la Dirección Departamental de Educación (DDE) se encuentran visitando las unidades educativas para verificar la demanda de cupos y evitar que no se realice ningún tipo de cobro al momento de la inscripción.

Se espera, indicó Morales, que entre este lunes y martes ya se cuente con la lista de colegios donde se realizará sorteo de cupos para alumnos nuevos.

Recomendó a los padres de familia inscribir a sus hijos en los lugares donde viven para evitar contratiempos en las inscripciones.

Las clases están previstas que inicien este 2 de febrero.