Escucha esta nota aquí

El Gobierno boliviano rescindió contrato con la empresa estatal China Railway por incumplir plazos y demorar la construcción del segundo tramo del ferrocarril Montero-Bulo Bulo y se aguarda la adjudicación de una nueva empresa para continuar con las obras, informó el ministro de Obras Públicas, Servicios y Vivienda, Milton Claros.

"En los tres tramos que se han definido, en uno de ellos se ha rescindido el contrato con la China Railway, ya se ha procedido a la normativa a la contratación por excepción, se tiene una empresa que está preparando sus documentos para la firma de contrato y poder iniciar las obras", informó a los periodistas.

Obra dividida en tres tramos

La construcción de la vía férrea Montero-Bulo Bulo fue dividida en tres tramos: Montero-Río Yapacaní de 93 kilómetros; Río Yapacaní-Bulo Bulo de 56 kilómetros; y los puentes sobre los ríos Piraí, Yapacaní, Ichilo y Bulo Bulo, de acuerdo a fuentes oficiales.

El tramo I es ejecutado por la empresa china CAMC Engenieering, mientras el tramo III está a cargo del consorcio español Yapilo.

Según el Ministro de Obras Públicas, con China Railway sólo se activó el desmonte en el segundo tramo, lo que significa menos del 1% de avance.

"Hemos tenido una breve demora en este tema porque lamentablemente la empresa china no ha respondido de manera efectiva, entonces esta nueva empresa que está ingresando está presentando documentos", explicó.

En 2013 se inició la obra 

En septiembre de 2013, el presidente Evo Morales inauguró formalmente las obras de construcción de la ferrovía Montero-Bulo Bulo, un tramo de 148 kilómetros que demandará 250 millones de dólares y que será utilizado para la exportación de productos nacionales, como la urea.

El ferrocarril busca unir las poblaciones bolivianas de Montero, en Santa Cruz (este), y Bulo Bulo, en Cochabamba (centro), y abaratar los costos de exportación de productos hacia Brasil y Argentina.