Escucha esta nota aquí

México será revisado por primera vez por el Comité de la Organización de Naciones Unidas (ONU) contra las Desapariciones Forzadas en una reunión que se efectuará en Ginebra, Suiza, del 2 al 13 de febrero, informó este miércoles el organismo mundial.

Una delegación del Gobierno mexicano sostendrá un diálogo con el Comité entre 2 y 3 de febrero próximos, precisó en un comunicado la Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos en México.

El Comité de la ONU que hará la revisión está compuesto por 10 expertos independientes en derechos humanos de distintas nacionalidades y monitorea la implementación de la Convención Internacional para la protección de todas las personas contra las desapariciones forzadas.

"México es uno de los 44 Estados que han ratificado la Convención y por tanto está obligado a presentar un informe para revisión del Comité", recordó la ONU.

Los padres denunciarán al gobierno
?

En el marco de las reuniones del Comité, un grupo de representantes de los padres de los 43 estudiantes desaparecidos en el sureño estado de Guerrero denunciará al Gobierno mexicano.

El portavoz de las familias de los desaparecidos, Felipe de la Cruz, dijo este miércoles a medios locales que la delegación estará integrada por Hilda Aguileño y Bernabé Abraham, padres de víctimas, y una abogada del centro de derechos humanos Tlachinollan.

"No nos vamos a quedar sentados" después de que la fiscalía mexicana aseguró el martes que había comprobado "científicamente" y a "plenitud" que los 43 alumnos de la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa fueron asesinados y sus cuerpos quemados por miembros del cártel Guerreros Unidos.

99 detenidos

Por el caso de la desaparición de los jóvenes hay 99 detenidos, entre ellos el exalcalde de Iguala José Luis Abarca y su esposa, María de los Ángeles Pineda, considerados autores intelectuales de los hechos, y miembros de Guerreros Unidos.

Según la investigación oficial, Abarca ordenó a policías de Iguala la noche del 26 de septiembre atacar a los estudiantes para evitar que arruinaran un acto de su esposa. Seis personas murieron en el ataque y 43 jóvenes fueron detenidos y entregados a la organización criminal, de acuerdo con esta versión.