Escucha esta nota aquí

A partir de esta semana les tocará hablar del colegio en tiempo pasado. Los 35 chicos que integran la promoción 2017 del Santa Cruz International School, denominada Einkhäf, ya son bachilleres. Celebraron la culminación de la etapa escolar con casi mil invitados en el salón Exhibición del exclusivo hotel Los Tajibos.

El primer capítulo de la agenda protocolar estuvo protagonizado por el tradicional desfile de los graduados. El papel de maestra de ceremonias estuvo a cargo de una de las profesoras más queridas del centro educativo, que conoce a la perfección la hoja de vida de cada uno de los bachilleres, y con ese plus agregó el toque emotivo al momento.

La organización del fiestón fue obra de Gastón Serrano, mientras que Quito Velasco cumplió los deseos de los chicos, de tener un ambiente elegante, que se asemeje a un jardín exterior y que se dividió en dos espacios interconectados, uno para los adultos y otro para los más jóvenes.

El bailongo se armó con las melodías de Poker y DJ Micky, que los mantuvieron en el lugar hasta las cinco de la mañana. Después, los 35 graduados cambiaron las galas por ropa cómoda y se dirigieron a la quinta de uno de ellos, donde los esperaron con desayuno y churrasco.

Los chicos de la promo cerraron con pie derecho y mucha alegría la etapa. Ahora, a todos, los espera la universidad.

Padre e hija, elegantísimos Hanna y Erwin Rek lucieron a la altura de la ocasión
Inolvidable celebración Germán y María Eugenia Zelada

 

Simpáticas. Laura Barriga, una de las graduadas de este año del SCIS, con Juliana Manzoni (azafata EL DEBER de este año)
Escoltado Alexandra Suárez, Ignacio Bedoya y Andrea Suárez