Escucha esta nota aquí

Unos 200 indígenas de la etnia Mashco Piro, que viven aislados de la civilización, incursionaron violentamente en una comunidad nativa en la frontera de Perú con Brasil en busca de alimentos aunque sin causar heridos, informó este domingo el ministerio de Cultura.

"El sábado 20 de diciembre un grupo de aproximadamente 200 indígenas no contactados Mashco Piro llegaron a la comunidad Monte Salvado exigiendo comida a los comuneros luego de haber generado graves daños a la infraestructura del pueblo", indicó un comunicado de las autoridades peruanas.

El ataque no provocó heridos, según el ministerio de Cultura, que evalúa una posible evacuación de los pobladores afectados en coordinación con los ministerios del Interior y de Defensa.

La población nativa de Monte Salvado, compuesta por 39 personas según el ministerio de Cultura, se refugió en un local comunal por temor a ser atacada. "Los Mashco Piro se han retirado de la zona, pero su retorno en los próximos días es inminente", alerta la autoridad peruana.

El incidente se registró en el amazónico distrito Las Piedras, en la reserva natural de la provincia de Tambopata, en la región peruana Madre de Dios (sureste).

Las autoridades revelaron que se trata de la segunda incursión de los Mashco Piro esta semana a Monte Salvado. En la primera, hace dos días, los indígenas dañaron algunas casas, sacrificaron animales domésticos y de corral y se llevaron utensilios como sogas, machetes y ollas.

Durante el ataque los nativos aislados destrozaron ropa, frazadas y los mosquiteros de los pobladores, elementos asociados a la cultura occidental.