Escucha esta nota aquí

La lucha contra el cáncer se moderniza en el hospital Oncológico, donde se instala el primer acelerador lineal para el tratamiento de las radioterapias, el mismo que desplazará a la bomba de cobalto, que con el pasar del tiempo quedó obsoleta en este tratamiento.

Ayer, el gobernador Rubén Costas junto con las autoridades de salud y de este hospital inspeccionaron la construcción del ambiente especial donde se instalará el equipo. La construcción de la infraestructura tiene más de un 80 por ciento de avance y se prevé comenzar con el armado del equipo en enero, informó el secretario departamental de Salud, Óscar Urenda.

“Cuando es una tecnología de punta los tratamientos son más cortos y más rápidos”, explicó la directora del nosocomio Martha Alicia Arrien, que hizo notar que el departamento cruceño tiene más de dos millones de habitantes, por lo que se necesitan unos cinco de estos equipos para cubrir toda la demanda de los pacientes.

Arrien puntualizó que el tratamiento contra el cáncer tiene tres pilares: quimioterapia, cirugía y radioterapia. Para esta última se usaba tecnología obsoleta (bomba de cobalto), pero gracias a la nueva adquisición se lo está cambiando por aceleradores lineales.

Se trata de un equipo de última tecnología que permitirá destruir con exactitud las células cancerígenas sin dañar los otros tejidos. Es el primero en el sistema público de salud en Bolivia. El costo de este equipo, sumado a la inversión en la construcción del búnker donde operará, alcanza a Bs 29 millones.

Costas dijo que esta es una obra importante para Santa Cruz y el país, y que es una de las inversiones más costosas que ha hecho su gestión en el área de salud.

Más adelante recordó la labor del padre Mateo Bautista, porque fue uno de los impulsores para el mejoramiento del Oncológico. “Con la terapia intensiva para los niños, los tratamientos que se hacen con el mamógrafo digital y el acelerador lineal se observa una transformación en la atención en los hospitales”, manifestó Costas.

Duplicará la atención
Con la bomba de cobalto se atienden a alrededor de 40 pacientes por día, pero con el acelerador lineal se alcanzará a 80 y con ellos se podrá disminuir los efectos colaterales de la radioterapia, según Arrien.

El secretario de Salud, Óscar Urenda, informó de que ayer se hizo la recepción formal del equipo, lo que permitirá hacer el desembolso correspondiente. “La gente podrá combatir el cáncer de una mejor manera; Santa Cruz se merecía esto”, indicó Urenda.

Explicó que se han invertido $us 600.000 en capacitación del personal, porque han tenido que viajar a Estados Unidos, España y Brasil. Además, llegará un médico español para continuar con el entrenamiento cuando se inicien los tratamientos. “Este es un logro tecnológico, económico y de gestión pública que debe ser resaltado como un gran regalo navideño”, remarcó.

Según Urenda, el ambiente que se ha construido para este acelerador lineal también puede acoger a un segundo, si es que se dan las condiciones, dado que anualmente registran 100 nuevos casos de cáncer en el departamento.