Destroyers, Blooming y Oriente Petrolero fueron los clubes que, luego de disputada la primera fecha del Clausura 2019, observaron en planilla actuaciones de jugadores que en el anterior torneo habían militado en otros clubes a los actuales. Yony Angulo (Nacional Potosí), Harold Reina (The Strongest), Óscar Ribera y Cristhian Machado (Bolívar) son los que están en la mira, aunque desde la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) han confirmado que están bien habilitados porque los ampara una instructiva de la FIFA.

Pese a ello, Carlos Blanco, que preside la institución cuchuqui, confirmó que hoy depositará los $us 5.000 para hacer oficial la impugnación. La notificación de la FIFA llegó a la FBF el 28 de mayo y desde la FBF aseguraron haber socializado la misma con los 14 clubes en la reunión de la División Profesional sostenida en Cochabamba para tratar el cambio en el reglamento de transferencia de jugadores, en la que no solo se aprobó esto (que un jugador puede jugar en dos clubes en una temporada), sino que se firmó de que podían jugar seis extranjeros en cancha y los naturalizados como bolivianos.

Sin embargo, los que observaron, como Javier Suárez, directivo de Sport Boys, aseguraron que no hubo una circular y que Freddy Téllez, en Potosí, solo dijo que era de cumplimiento obligatorio por venir desde la FIFA.

Los clubes reclaman el procedimiento, que luego de haberse socializado y aprobado, se hubiera enviado a cada club con la enmienda en el reglamento por la instructiva de FIFA. “Pero no nos han enviado nada”, sostuvo Blanco, algo que también reforzó Yimy Montaño, de Oriente. Sin embargo, el presidente de la FBF, César Salinas, dejó en claro que la instructiva es para cumplde inmediato porque de lo contrario se hacen pasible, como Federación, a una dura sanción.

“Pueden hacer las impugnaciones, pero pueden no prosperar”, anticipó en contacto con los medios de La Paz. Javier Suárez añadió, por su parte, que evidentemente sí se aprobó en Cochabamba el cambio y que, en principio, se firmó entre los presentes, pero que un error en la redacción del documento impidió que el papel quedara con la firma de todos porque como el tiempo apremió comenzaron a marcharse.

La instructiva de la FIFA que apunta sobre todo al artículo 5, apartado 3, sugiere que las federaciones del mundo tienen que adecuarse cuanto antes porque “todo intento de contravención de esta, se reprimirá como corresponde”, dice.