Escucha esta nota aquí

Neurona, la empresa que fue contratada de forma directa por la exministra de Comunicación Gisela López para que se encargue de la estrategia comunicacional de la demanda marítima boliviana, reapareció en España, donde, según informes de prensa, asesora al Podemos, partido encabezado por Pablo Iglesias y cuyos miembros tuvieron vinculación con el proceso constituyente boliviano.

Neurona es una empresa mexicana que asegura tener más de una década de experiencia en varios países de Latinoamérica y que trabajó con la mayoría de los presidentes del casi ‘extinto giro a la izquierda’, pero que en Bolivia fue contratada con un documento obtenido un mes antes de desembarcar en La Paz y, según denuncia del senador y candidato presidencial por Bolivia Dice No, Óscar Ortiz, tenía como capital inicial $us 5.000.

Esta semana, el actual ministro de Comunicación, Manuel Canelas, envió a Contraloría ocho contratos del Estado con Neurona, que suman poco más de Bs 12 millones. López, por su parte, aseguró que ella misma ya los había enviado, cuando aún ocupaba dicha cartera de Estado.

Lee más: 

Contratos con 'Neurona' llegan a Bs 12 millones y son vistos por Contraloría