El malestar aumenta entre los trabajadores del hospital de Niños que cumplieron ayer su segundo día del paro de 48 horas buscando que la Gobernación destituya a la gerente del nosocomio, Tatiana Santillán, porque aparentemente no está cumpliendo su función. Por ello determinarán hoy si van a un nuevo paro la próxima semana, esta vez de 72 horas. La ejecutiva del sindicato de trabajadores de este hospital, Leny Suárez, reveló que Santillán no ha hecho arreglar las máquinas lavadoras, por lo que deben asear la ropa de cama con las manos, poniendo en riesgo la salud de los encargados de esta labor.

“El auditorio del hospital ha sido convertido en un depósito de las fichas de historia clínica de los pacientes; además de que tenemos dos salas cerradas por falta de enfermeras licenciadas y auxiliares. Con estas pruebas la Gobernación no nos escucha”, indicó Suárez.

“Necesitamos 30 enfermeras tituladas y 20 auxiliares, además de 15 personas para trabajos manuales, pero la gerente no ha pedido”, agregó la sindicalista. A su turno, el secretario de Salud de la Gobernación, Óscar Urenda, refirió que por simples denuncias no puede destituir a una persona que ha sido designada por el gobernador Rubén Costas.

“El pedido de los trabajadores no tiene fundamento, no vamos a retirar a la gerente mientras no presenten pruebas de que ella ha violentado las normas del hospital de Niños”, anotó. “El paro solo es acatado por una parte de los trabajadores, porque los médicos y enfermeras están atendiendo con normalidad”, agregó Urenda.

Tags