Escucha esta nota aquí

La alta representante de la UE para la Política Exterior, Federica Mogherini, afirmó hoy que hacen falta "medidas inmediatas" de los Veintiocho para afrontar el problema de la inmigración irregular tras la muerte de unas 700 personas en el canal de Sicilia al intentar llegar a Europa.

"Hacen falta medidas inmediatas, de la Unión Europea y de cada Estado miembro. Hay una responsabilidad de Bruselas y también de cada uno de los Estados miembros para dar la fuerza política necesaria para que la Unión reaccione de la manera justa" ante el problema de la inmigración irregular, afirmó Mogherini.

Subrayó que "ante las tragedias de los últimos días, meses y años, ya no hay más coartadas. La UE ya no tiene coartada, los Estados miembros tampoco tienen coartada".

La también vicepresidenta de la Comisión Europea (CE) señaló que "hay que desarrollar una verdadera responsabilidad europea en todo lo que concierne al Mediterráneo y la inmigración".

"Espero que de esta nueva tragedia nazca una nueva responsabilidad europea", señaló la jefa de la diplomacia europea que puso como ejemplo que tras los atentados yihadistas ocurridos en París y Túnez de los meses pasados sí se ha desarrollado ese espíritu para la lucha contra el terrorismo.

Buscan políticas inmigratoria 

Para Mogherini, "hace falta una verdadera política inmigratoria europea".
La política italiana, que se refirió a Libia como el "canal privilegiado desde el que se produce el acceso al drama mediterráneo", afirmó que "sobre la mesa están todas las opciones disponibles a nivel de UE para sostener a Libia y hacer frente a los dos grandes desafíos que tenemos como europeos: el contraterrorismo y los problemas migratorios".

Mogherini insistió en que son necesarias "medidas inmediatas" de la UE y de los socios europeos para luchar contra el problema de la inmigración irregular que llega a los países comunitarios a través de su frontera sur, de reforzar la operación Tritón de vigilancia marítima en el Mediterráneo y de realizar un mejor reparto entre los países de los flujos de refugiados.

Italia, según señaló hoy su ministro de Exteriores, Paolo Gentiloni, financia el 90 % de la operación Tritón y recibe en su territorio a dos tercios de los inmigrantes indocumentados que llegan a territorio europeo por la frontera sur.