El venezolano César Farías aseguró que Bolivia no jugó un mal partido ante Ecuador en Cuenca pese a la derrota. Indicó que el 3-0 no refleja el funcionamiento de la Verde en el campo de juego del estadio Alejandro Serrano. “Viendo las estadísticas tuvimos el 50% de posesión del balón, que para un equipo visitante es harto”, afirmó el DT.

Indicó que el seleccionado pagó caro las desconcentraciones en la reanudación del juego desde los laterales. “Seguro que vamos a corregir la parte defensiva, que fue un problema de sincronización, sobre todo en los saques de banda”, afirmó el venezolano. Agregó que se trabajará para evitar esas falencias en las eliminatorias que arrancarán en marzo de 2020.

El venezolano también justificó la inclusión de Leonel Justiniano como zaguero central. “Justiniano no jugó un mal partido. Corrió, sacó las pelotas por arriba y salió jugando. Me pareció bien posesionado en su medio sector, para ser su primer partido de central. Creo que hemos ganado un jugador para jugar de local”, sentenció. El combinado nacional retornará al país en las próximas horas.