Escucha esta nota aquí

Durante el reinicio del juicio oral por el atraco frustrado a la joyería Eurochronos, donde murieron cinco personas (tres asaltantes, una funcionaria de la tienda y un policía), ayer los juzgadores que conocen el caso recibieron el testimonio de algunos policías que estuvieron aquel 13 julio de 2017.

Uno de esos testimonios que solicitó el Ministerio Público, como parte de las pruebas testificales de cargo que presentarán, es el del coronel Rubén Barrientos, el agente que detuvo al único atracador sobreviviente del hecho, cuando intentaba hacerse pasar por uno de los trabajadores de Eurochronos.

En el testimonio de Barrientos, el oficial de la Policía confirmó que el hombre al que detuvo aquel día era Landívar y agregó que pretendía hacerse pasar como uno de las víctimas del hecho.

Barrientos dijo que al darse cuenta que no era ningún trabajador y que en realidad era uno de los asaltantes, lo entregó a la unidad que estaba a cargo del caso, que en este hecho eran los grupos tácticos de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen. Respecto al encargado de las operaciones, el testigo se- ñaló que todo estaba bajo el control de la Felcc.

Tags