La Sala Constitucional Primera de La Paz ordenó anoche la prohibición a los choferes de bloquear en vías y perjudicar las actividades de la población, tras la presentación de una acción popular que plantearon los diputados de Unidad Demócrata (UD), Wilson Santamaría y Rafael Quispe, contra la dirigencia de los transportistas.

“Los choferes no pueden bloquear y no pueden chicotear, no pueden apedrear movilidades públicas ni particulares. Tienen derecho a la huelga, a hacer manifestaciones, tienen derecho a todo menos a bloquear”, informó el legislador Quispe, de acuerdo a la Agencia Municipal de Noticias.

El opositor explicó que si bien los magistrados garantizaron el derecho a la protesta de los transportistas, ellos pueden parar actividades, guardar sus movilidades, pero están prohibidos de perjudicar las actividades cotidianas como lo fue con el bloqueo de las “mil esquinas” que hicieron en agosto.

La semana pasada, Santamaría y Quispe anunciaron que el Tribunal Departamental de Justicia de La Paz admitió el recurso constitucional de acción popular que plantearon para evitar los bloqueos de los transportistas.

Los legisladores argumentaron que la violencia suscitada en las manifestaciones de los choferes, como la del 25 de agosto en Achumani, devino en un perjuicio a la población, por lo que pretendían sentar un precedente para garantizar la libre locomoción de la población.

La dirección de la federación de transportistas 1º de Mayo quedó inconforme con la resolución de la sala constitucional, dijeron que esperarán a que se consolide el fallo hasta la última instancia.

Los transportistas provocaron paros y bloqueos en la ciudad en rechazo a la implementación de la séptima ruta de los buses municipales PumaKatari. La Alcaldía promovió un espacio de dialogo que está en suspenso, a una respuesta técnica sobre sugerencias de modificaciones del trayecto Achumani-San Pedro.

Conoce más sobre el tema: