Escucha esta nota aquí

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, denunció que hay "delincuentes infiltrados" dentro de la caravana de las personas con discapacidad, que cumple su cuarto día de vigilia en La Paz, tras 35 de caminata desde Cochabamba por un bono de 500 bolivianos.

"Hay delincuentes infiltrados que se ponen capuchas, son unos cobardes, esconden la cara y pretenden utilizar la movilización de las personas con discapacidad con fines políticos, por eso dicen "renta o muerte" y enfatizan la palabra muerte y la convierten en una consigna y buscan un enfrentamiento. Se frustraron, fracasaron", dijo la autoridad en conferencia de prensa. 

Conoce más: Caravana rechaza diálogo y acusa amedrentamiento

Mientras tanto, la Conferencia Episcopal Boliviana (CEB), emitió un comunicado, en el que sostiene: "denunciamos y rechazamos contundentemente el uso desigual e innecesario de la fuerza contra estos hermanos que sólo están exigiendo ser escuchados y atendidos ante su situación de desventaja social.

Agrega que "el uso de agentes químicos por parte de las fuerzas del orden público refleja insensibilidad y falta de humanidad y no podemos callar ante esta violación de los derechos humanos", en referencia de la acción policial de la víspera contra la caravana.

Lea también: Frío azota a marchistas y Gobierno llama al diálogo

Romero reiteró que fue "un pequeño rociado para evitar que tumben la reja de seguridad y provoquen enfrentamientos con saldos lamentables, hecho que ha sido distorsionado por algunos políticos, señalando que ha habido represión, rechazamos rotundamente esa falacia".

La Iglesia Católica criticó el uso de barricadas en los accesos a la plaza Murillo. "La construcción de rejas que cercan una plaza pública proyectan una imagen de autoritarismo y cerrazón que no permiten espacios de verdadero encuentro en la sociedad", advierte.

Puedes ver: Rocían gas a marchistas y el diálogo se aleja

El ministro de Gobierno explicó que se realizan las investigaciones para dar con los "infiltrados" dentro de la caravana. Informó que uno, que en su momento fue catalogado como "falso policía" fue detenido y anticipó que otros "políticos" serán presentados en las próximas horas. 

Finalmente, la Conferencia Episcopal hace un llamado para "tener actitudes de verdadera humanidad, a un diálogo fraterno y constructivo en busca de salidas justas, que mejoren la precaria situación en que viven las personas con discapacidad en nuestro país".