La Defensoría del Pueblo informó este sábado que la cifra de fallecidos tras la refriega con la fuerza pública en Sacaba, Cochabamba, ascendió a ocho, mientras que los heridos suman 115. Hasta anoche el Ministerio de la Presidencia había reportado el deceso de cinco personas.

La concentración de los cocaleros del Chapare, afines al Movimiento Al Socialismo (MAS), pasó de la marcha a enfrentamientos con la Policía y las Fuerzas Armadas luego de que intentara romper el anillo de seguridad que desde el jueves se había instalado en Sacaba, con el fin de evitar que los manifestantes ingresen al centro cochabambino y esto derive en violencia.

Los cocaleros llegaron a Sacaba la mañana del jueves para expresar su apoyo a Evo Morales y su rechazo al gobierno de transición de Jeannine Áñez. Si bien, tras intensas negociaciones -como informó la Policía-, el jueves decidieron no proseguir con la marcha, ayer, tras un cabildo en El Morro, emprendieron de nuevo la caminata, pero se encontraron con la Policía y las Fuerzas Armadas.

"Se negoció hasta lo último", decía ayer a la prensa el comandante de la institución verde Olivo Jaime Zurita. Pero, al no haber consenso los cocaleros fueron gasificados y se dio la refriega.

El jefe policial también informó que a los cocaleros se les decomisó armas de fabricación casera, objetos punzo cortantes, hondas, machetes, escopetas y explosivos.​




El ministro de la Presidencia, Jerjes Justiniano, reportó anoche que la cifra de fallecidos ascendía a cinco y la Defensoría del Pueblo detalló los nombres: Omar Calle, César Sipe, Juan López, Emilio Colque y Lucas Sánchez.

Este sábado, la Defensoría especificó que los restos mortales de las víctimas identificadas se encuentran en Sacaba y que los otros tres, sin identificar, están en la morgue del hospital Viedma.

El reporte de este nosocomio cochabambino, hoy a media mañana, indica que una persona no identificada llegó anoche hasta allí sin signos vitales, mientras que otras dos, tampoco sin identificación, fallecieron en el recinto médico durante el transcurso de esta jornada. Además, dos pacientes se encuentran con muerte cerebral.

Diálogo

La noche del viernes, el ministro de la Presidencia, Jerjes Justiniano, invitó a los sectores en conflicto al diálogo en pos de la pacificación del país. Garantizó que los proyectos que puso en marcha el gobierno de Morales no se paralizarán como, según dijo, se está difundiendo con el fin de exacerbar a los sectores sociales.

En esa línea, informó que se trasladará a Cochabamba para procurar una mesa de diálogo con los sectores en conflicto, lo mismo hará con los de El Alto.