Escucha esta nota aquí

Los productores de la hoja de coca del Chapare anoche realizaron un cabildo en el que dan un plazo de 48 horas para que renuncie la presidenta Jeanine Áñez, caso contrario realizarán un bloqueo nacional e indefinido de caminos hasta que sus pedidos sean escuchados.

La reunión de los afines a Evo Morales se llevó acabo la noche de este sábado sobre la carretera de Sacaba, en el mismo lugar donde eran velados los cuerpos de cinco cocaleros antes de ser trasladados al Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF), en la ciudad de Cochabamba.

Otras demandas

Además de pedir la renuncia de la presidenta Áñez y de darle un plazo de 48 horas, caso contrario paralizarán el país con bloqueos, los cocaleros seguidores de Evo demandan el repliegue inmediato de las Fuerzas Armadas de Sacaba para evitar más muertes y masacre al pueblo boliviano.

También piden la liberación de los detenidos y que se acabe la persecución e intimidación de todos sus dirigentes, que aseguran han sido detenidos injustamente. El reporte de la Policía de Cochabamba da cuenta que solo ayer fueron detenidas 193 personas y diez fueron puestas en manos del Ministerio Público porque portaban armas de fuego, objetos punzo cortantes y explosivos.

Otro de los pedidos del cabildo cocalero también es la "aprobación de una ley corta transitoria que garantice elecciones transparentes en un plazo de 90 días y la intervención de las autoridades competentes y de la comunidad internacional para investigar y sancionar a los autores materiales e intelectuales de las muertes en el puente Huayllani, en Sacaba, el 15 de noviembre pasado".

Muertos

Los enfrentamientos de cocaleros con la fuerza pública dejaron un saldo de más de cinco cocaleros fallecidos. El Ministerio de Gobierno, junto a la Policía y las Fuerzas Armadas, señalaron tener conocimiento de la muerte de siete personas y de esa cantidad, haber realizado el levantamiento legal de dos cadáveres. Los otros cinco, que eran velados en el camino a Sacaba, fueron reportados por el asesor legal de la Mancomunidad del Trópico de Cochabamba.

Los cuerpos de los cinco cocaleros, cuyo reporte de muerte es de la tarde del viernes, recién fueron llevados al IDIF después del mediodía del sábado para que se les practique la autopsia de ley. El ministro de la Presidencia, Jerjes Justiniano, cuestionó anoche la lentitud del Ministerio del Público para indagar estos hechos violentos y comprometió celeridad y transparencia en la investigación.

La Defensoría del Pueblo maneja también una lista de fallecidos, asegura que son nueve las bajas del viernes.