Escucha esta nota aquí

En pocas horas Destroyers cambió de entrenador. Tras la derrota ante Real Potosí el domingo en la Villa Imperial (5-0), la dirigencia le bajó el pulgar a Carlos Leeb que dejó el cargo este lunes, por la mañana, y por la tarde presentó a Víctor Hugo Antelo que hasta hace poco estaba al mando de Sport Boys.

La mala campaña del equipo al mando de Leeb obligó a la dirigencia a apostar por un cambio de mando en el plantel, que viene de cuatro derrotas consecutivas que han sumido casi en el fondo de la tabla del Clausura y de la acumulada (sumatoria de los dos torneos del año).

El elegido para levantar al cuchuqui es Tucho Antelo, que renunció hace poco a Sport Boys debido a que no tenía las condiciones para seguir trabajando para lograr el objetivo de salir de la zona del descenso.

Leeb asumió en los primeros días de septiembre dirigió 10 partidos, de los cuales solo ganó dos, perdió siete y empató una vez. Una pésima campaña del equipo cuchuqui que está penúltimo en el torneo Clausura, con 13 puntos, uno más que el último, Sport Boys (12). Aunque en la tabla acumulada iguala en el fondo con el Toro, ambos con 35 unidades y candidatos a descender de categoría.

El objetivo de Tucho, que este martes dirigirá su primera práctica, es mantener la categoría, por lo que espera comenzar con pie derecho el miércoles, cuando reciba a Always Ready en el Tahuichi, desde las 15:00.

Antelo conversó con los medios tras asumir el mando. Foto: Álvaro Durán