Escucha esta nota aquí

El fiscal general del Estado, Juan Lanchipa, informó de que el IDIF estableció que de 27 fallecidos por proyectiles de arma de fuego durante los conflictos, siete murieron por proyectil calibre 22, dos por 9 mm, dos por calibre 5.56 y dos por postas o perdigones metálicos. Sin embargo, no tiene más información de las restantes 14 víctimas porque no encontraron la munición que les quitó la vida.

Andrés Flores, director del IDIF, explicó en conferencia de prensa que 14 de las víctimas tienen orificios de entrada y de salida de las balas, motivo por el que no se pudo encontrar la munición.

Respecto a los hechos violentos en Senkata, se evidenció el uso de dinamita. En el caso de los Buses Pumakatari, se identificaron restos de gasolina y diésel.