Escucha esta nota aquí

El ministro de Salud, Aníbal Cruz, junto a un equipo de especialistas, llegó ayer hasta el hospital materno infantil de la Caja Nacional de Salud (CNS) para hacer seguimiento de cerca al caso de un bebé, que nació con una malformación congénita denominada transposición de grandes vasos, una cardiopatía poco común que consiste en que la arteria pulmonar y la aorta están conectadas al revés, lo cual puede llevar a la muerte.

El ministro informó de que se trata de un bebé, de cinco días de nacido, proveniente del municipio de Charagua y que, dadas las condiciones económicas de la familia, el Gobierno nacional se hará cargo de la cirugía y los gastos de atención.

Se espera que la intervención se realice el próximo martes, luego de que se le practiquen todos los exámenes preoperatorios.

“Estamos aquí por el caso del niño que tiene cinco días de nacido. Nació con una transposición de los grandes vasos. Ha sido valorado por el cirujano vascular y también tenemos la dicha de contar de un profesor de cirugía torácica que ha llegado de Brasil. El Ministerio de Salud cubrirá todos los costos para que en este hospital se haga la cirugía”, explicó Cruz.

La CNS ya ha realizado con éxito este tipo de cirugías en anteriores oportunidades, lo que trae esperanza a la familia.